Ingenieros

El Ciapr cuenta con cerca de 4,000 ingenieros civiles.

El Colegio de Ingenieros y Agrimensores de Puerto Rico (Ciapr) convocó a sus miembros a las instalaciones de Hato Rey para brindarles un seminario sobre la aplicación que se utilizará en las inspecciones de estructuras con el propósito de que todos utilicen el mismo formato y base de datos.

“Queremos que todos usen la misma forma para llenar la información de las inspecciones. Con la aplicación también se toman las fotos y se envían todos los datos al Negociado de Manejo de Emergencia y Administración de Desastres (Nmead). Luego esa información llega a la Junta de Planificación”, explicó Félix L. Rivera, presidente de la Comisión de Terremotos del Ciapr sobre el adiestramiento al que llegaron cerca de 300 participantes.

Determinan daños estructurales

Las inspecciones que los cerca de 2,500 ingenieros ha realizado hasta el momento en diferentes partes de la Isla consisten en una visualización sencilla para determinar solamente los daños estructurales. No se está certificando si las estructuras se sostendrían ante un terremoto mayor a una magnitud de 6.4.

“Hay inspecciones detalladas, otras para soluciones de ingeniería y están las rápidas que son las que estamos haciendo. Miramos las columnas, si hay grietas u otros daños. Vemos si es habitable. Nosotros estamos ayudando al Nmead haciendo inspecciones a escuelas y hospitales sin costo, pero los demás casos son porque nos contratan. Fuimos al CDT de Guayanilla que tiene columna corta. Este puede seguir operando, pero hay que hacer mejoras”, advirtió el experto.

Rivera explicó que se verifican las estructuras y se discute la manera correcta de construir una vivienda resistente y con los debidos códigos vigentes.

“Se presume que si una estructura aguanta un sismo de 6.4 aguantará uno menor a ese. Vemos si aguantó y si no tiene daños. Ese es el nivel de inspección que estamos realizando. Reconocemos las columnas cortas y los métodos para mejorarlas. Para un diseño seguro hay que contratar a un ingeniero, realizar evaluación, plano, proceso de permiso e inspección. Luego se trabaja con el contratista y se hace la obra garantizando que no colapse”, detalló el miembro del Ciapr, que cuenta con cerca de 4,000 ingenieros civiles.