SAPR - Fotografía Curso sobre el origen, desarrollo y evolución del planeta Tierra.jpg

Una roca espacial de aproximadamente 98 pies de diámetro pasará más cerca que la distancia Tierra-Luna en el mes de septiembre, pero contrario a algunos reportes, no se trata de un "asteroide potencialmente peligroso", aclaró la Sociedad de Astronomía del Caribe (SAC).

La entidad educativa explicó que aunque preliminarmente está previsto que el asteroide 2011 ES4 pudiera pasar a 0.3 (o 30%) la distancia Tierra-Luna, la roca espacial no tiene suficiente tamaño como para ocasionar daños regionales en caso de impactar nuestro planeta.

Se define como asteroide potencialmente peligroso a una roca espacial que en adición a su notable paso cercano, tenga suficiente tamaño (más de 150 metros de diámetro), y que tenga una magnitud o brillantez absoluta de 22 o menos. "El asteroide 2011 ES4 no tiene esas características, por lo que no es potencialmente peligroso", señaló la SAC.

"Aún así, el acercamiento será de interés para los científicos, por dos razones. Estará pasando más cerca que la distancia a la Luna, y además hay incertidumbre en su órbita, ya que esta roca espacial solo pudo ser observada durante cuatro días en marzo de 2011, y al dejar de ser visible solo se pudo establecer una órbita preliminar o no bien definida", explicó Eddie Irizarry, vicepresidente de la SAC.

Indicó que debido a esta incertidumbre, al asteroide se le asignó un código de condición 7 (de 0 al 9, 0 significa órbita bien conocida y 9 significa desconocida o con gran incertidumbre). "Esto implica que aunque preliminarmente se entiende pasará a 30 por ciento la distancia Tierra-Luna, pudiera pasar algo más lejos o incluso algo más cerca de lo previsto, así como horas antes o después de lo pronosticado", señaló Irizarry.

"A pesar que se trata de una roca más grande que la que penetró los cielos de Rusia en febrero de 2013 (de 17 metros de diámetro), lo importante es que la órbita preliminar sugiere no existe riesgo de impacto. Aún en caso de que un pequeño asteroide como el 2011 ES4 (entre 22 a 49 metros) impacte, afortunadamente nuestra atmósfera desintegra gran parte de estas rocas espaciales cuando penetran la misma. Además debemos recordar que nuestro planeta está cubierto en un 70% por agua, por lo que igual probabilidad existe de que ocurra sobre el mar, en caso de suceder uno de estos eventos", añadió.

Existen registros de pasos más cercanos y significativos. Uno de estos fue el asteroide "2019 OK", una roca espacial algo más grande, de aproximadamente 249 pies de diámetro, el cual pasó aún más cerca (solo 0.19 o 19% la distancia Tierra-Luna) el 24 de julio de 2019. Otro aún más significativo, y realmente enorme en proporción a la distancia, ocurrirá el 13 de abril de 2029 (Apophis).

Según la NASA, el paso cercano del asteroide 2011 ES4 está previsto para cerca del mediodía del 1 de septiembre de 2020, específicamente cerca de las 12:12 p.m. hora de Puerto Rico.

"En caso de que un aparente nuevo asteroide sea detectado en las próximas semanas, y posteriormente su trayectoria sugiera que se trata del mismo (2011 ES4), entonces las nuevas observaciones permitirán definir mejor su órbita y saber con mayor certeza la distancia a la cual estará pasando", señaló.