covid-19

Las pruebas para detectar el covid-19 han continuado en toda la Isla, con diferentes esfuerzos entre el gobierno central y los municipios, entre otras entidades. >Josian E. Bruno Gómez/EL VOCERO

Ante el peligroso repunte de casos y hospitalizaciones por covid-19 que experimenta Puerto Rico desde hace semanas, varios exmiembros del Task Force Médico que había sido creado bajo la administración de la exgobernadora Wanda Vázquez Garced recomiendan mayores restricciones, incluyendo un cierre parcial por un tiempo definido.

En medio de un foro titulado ‘A un año del covid-19’, realizado en el Anfiteatro Jaime Benítez del Recinto de Ciencias Médicas (RCM) de la Universidad de Puerto Rico (UPR), los salubristas coincidieron en que se deben implementar mayores restricciones con el fin de tratar de parar el ritmo ascendente de contagios y hospitalizaciones que vive la Isla.

Además, expresaron preocupación por los lugares cerrados donde no hay circulación de aire y que no necesariamente se dan actividades esenciales como, por ejemplo, casinos, cines, salas de teatro y gimnasios. Estos lugares consideran deben cerrar por un tiempo definido, mientras que los restaurantes, según entienden, deben operar bajo la modalidad de delivery, carry out o con espacios abiertos.

Coronavirus, pruebas, puerto rico

Con la tecnología disponible solo se necesitan de 15 minutos para confirmar si una prueba arroja un resultado positivo o negativo al coronavirus. >Carlos Rivera Giusti/EL VOCERO

“La única forma de nosotros poder contrarrestar esto es mediante un cierre parcial o un cierre completo donde la gente no tenga tanta movilidad porque lamentablemente no estamos en un buen punto de la pandemia cuando ahora tenemos vacunas, tratamientos, un sistema de rastreo, o sea que este no es el momento para que estemos bajo estas condiciones”, dijo el doctor Juan Carlos Reyes, catedrático y director del Departamento de Bioestadística y Epidemiología de la Escuela Graduada de Medicina del RCM.

Reyes considera que el horario del toque de queda debe ampliarse “significativamente” y que hay varias áreas donde se puede poner restricciones que van a ayudar a reducir los contagios. “Si yo fuera hacer una proyección de esto, es posible que esta semana y la otra vamos a ver un aumento grande en casos y hospitalizaciones. Los dos mensajes que yo quiero que nos llevemos es que, en algún momento hicimos las cosas bajo ciertas condiciones que nos ayudaron a parar la epidemia, pero ahora estamos, como dicen por ahí, por la libre, como dirían mis hijos, un poco al garete”, agregó Reyes.

De igual manera, el doctor Segundo Quilichini, rector del RCM, entiende que necesitan mayores restricciones, pues menciono que las gráficas demuestran que cuando hay un mayor control los casos de covid-19 se han reducido. “Hemos visto como estas restricciones ayudan a controlar un poquito más la pandemia… Hemos aprendido mucho, pero todavía nos falta. Esto no se ha acabado. Esto continúa y tenemos cierto grado de optimismo, pero tenemos que seguir tomando las precauciones”, precisó Quilichini.

Asimismo, el doctor Humberto Guiot, catedrático asociado del Departamento de Medicina y profesor del Departamento de Microbiología y Zoología Médica del RCM, expresó que urge tomar acción en este momento. Guiot considera que se podría extender el horario de toque de queda, imponer restricciones durante los fines de semana y hasta volver a reducir la capacidad en ciertos locales.

covid-19
 

“No creo que tengamos que llegar al cierre total que tuvimos en marzo, pero definitivamente los números apuntan a que va a seguir en crecimiento. No es solo el crecimiento que ha habido, sino lo rápido y lo empinada que es esa curva hacia arriba. ¿Qué medidas específicas? Habría que explorar directamente. Esa es una decisión que no se toma solamente con la decisión o lo que propone el sector científico, sino que hay que ponderar otras áreas”, indicó Guiot.

El galeno advirtió que la efectividad de los tratamientos de anticuerpos monoclonales, al igual que la eficacia de vacunas, puede verse afectada con las nuevas variantes. “Por todas estas razones, es necesario tener mayores restricciones en este momento para evitar que los números sigan subiendo vertiginosamente en las próximas semanas”, comentó.

En cambio, el doctor William Méndez, catedrático y director del Departamento de Cirugía del RCM, recordó que las ordenes ejecutivas implementadas en el pasado -bajo la administración de Vázquez Garced- eran revisadas para atemperarse a la realidad de ese momento, pero tomando en consideración diferentes parámetros bioestadísticos, incluyendo la tasa de positividad, hospitalizaciones y uso de ventiladores.

“Recomendamos que fuese de gran utilidad revisar las pasadas ordenes ejecutivas sobre todo las que se emitían en momentos donde ocurrían repuntes de contagios como el que estamos observando en este momento. Luego del lockdown inicial en marzo, las subsiguientes ordenes ejecutivas lograron efectividad sin necesidad de tener que recurrir nuevamente a un cierre”, sostuvo Méndez.

Precisamente, la doctora Carmen Zorrilla, decana de investigación del RCM, dijo que las medidas de restricción darían tiempo a que se pueda completar el proceso de vacunación y que se adquiera la tan anhelada inmunidad de rebaño.

“Este momento histórico, cuando hablamos de restricciones, de control, de mejoramiento en nuestra conducta, reducir la exposición, tiene un tiempo. Estamos hablando seis semanas u ocho semanas que se espera que podamos tener gran parte de la población vacunada”, sostuvo.