No balas al aire

La marcha partió del residencial Manuel A. Pérez.

La esperanza de Carlos Negrón es que, por octavo año consecutivo, los boricuas despidan el año sin que se reporten muertes por balas perdidas.

Negrón se unió ayer a la marcha en contra de los disparos al aire confiado en que su hija haya sido la última víctima de esta práctica que cada 31 de diciembre deja personas heridas de bala.

“Mi niña Karla Michelle Negrón fue y seguirá siendo la última víctima de una bala perdida. No queremos que ninguna familia esté en un hospital, víctima de una bala perdida. No queremos familias sufriendo por balas perdidas”, sostuvo.

La marcha salió del residencial Manuel A. Pérez, atravesó la Avenida Barbosa y pasó por la sede del Departamento de la Vivienda. Esta actividad es organizada anualmente por el líder comunitario Roberto Pérez, mejor conocido como Papo Christian.

Karla Michelle murió a causa de una bala perdida en la despedida de año de 2011. Desde entonces, no ha habido otro muerto por disparos en Año Viejo, pero sí personas heridas. Desde que murió, su familia se han convertido en portavoz en contra de dicha práctica ilegal.

Gobernadora se une al reclamo

La gobernadora Wanda Vázquez participó ayer de la marcha.

“Tenemos que llevar este mensaje a todo el pueblo. Es un mensaje que ha sido exitoso. Tenemos un pueblo consciente y lo que queremos es llevar el mensaje de que no haya una sola bala para permitir que los ciudadanos tengan una feliz Navidad y que no se preocupen ni tengan que estar sufriendo por personas irresponsables que hayan hecho esto”, dijo la primera ejecutiva.

Agregó que mecanismos como los “ShotSpotters”, que identifican la procedencia de una bala, están ya próximos a volver a operar en la Isla.

Aún así, Negrón indicó que el mejor esfuerzo contra las balas al aire son los ciudadanos.

“La mejor prevención contra las balas al aire somos nosotros, los ciudadanos. Si los ciudadanos no hacemos el trabajo y no delatamos a estas personas que hacen disparos al aire, la Policía sola no puede”, sostuvo.

“Tenemos que, nosotros los ciudadanos, llevar el mensaje. Si ven a una persona disparar, llame al 343-2020. Pero si ustedes no lo delatan, la Policía no va a poder hacer su trabajo”, puntualizó Negrón.