Virus Outbreak Japan Tokyo Olympics

La exnadadora olímpica Aya Terakawa se muestra sonriente durante el relevo de la antorcha olímpica a su paso ayer por Osaka.  

Dentro de 100 días, el pebetero del Estadio Nacional de Tokio brillará con la llama de los Juegos Olímpicos en una ceremonia de inauguración que se llevará a cabo el próximo 23 de julio en plena pandemia.

Una llama que el martes paseó ante un parque casi vacío de la ciudad japonesa de Osaka tratando de sortear un repunte de casos al covid-19 en Japón (y prácticamente en todo el mundo) debido a una pandemia que lo ha trastocado todo.

Aun así, los preparativos para organizar el mayor espectáculo deportivo del mundo que recibirá sobre 10,000 atletas de 203 países (sin incluir a Corea del Norte, que decidió no ir debido al covid-19) siguen a toda marcha.

De momento, se ve una luz al final del túnel y con las piezas del rompecabezas cayendo más o menos en su sitio tras la posposición de los Juegos en marzo de 2020 y que ahora se celebrarán en 2021.

Puerto Rico tiene hasta ahora 23 atletas clasificados y está a la espera de más. El Comité Olímpico de Puerto Rico (Copur) quiere sobrepasar la cifra de 40 atletas que acudió a Río 2016.

“Actualmente estamos muy activos en todo lo que respecta a los Juegos Olímpicos de Tokio 2020. Tanto el Departamento de Alto Rendimiento (DAR) como la Oficina de Misión están trabajando cada detalle de los integrantes de nuestra delegación puertorriqueña, que nos representará en los Juegos Olímpicos este verano”, comentó la presidenta del Copur, Sara Rosario Vélez, a EL VOCERO.

De hecho, a 100 días que arranquen estas Olimpiadas en tierras niponas donde no habrá público extranjero en las gradas el Departamento de Salud de Puerto Rico iniciará la inmunización de los atletas boricuas ya clasificados y los que aún persiguen su sueño olímpico en una convocatoria pautada para este miércoles en el Departamento de Recreación y Deportes (DRD), de Santurce.

Suscríbete para recibir en tu email las noticias más importantes de Deportes.

Algunos atletas ya están inoculados por gestiones realizadas la semana pasada con Salud, según detalló Rosario Vélez, pero hay otros que esperan ser vacunados. Y, en el tintero, los que se resisten a la inmunización.

“Nosotros estamos tomando todas las medidas cautelares respecto al tema de la pandemia del covid-19”, agregó Rosario Vélez.

Pero a 100 días que se ponga en marcha la justa olímpica, el gobierno de Japón endureció las restricciones en Tokio y en algunas prefecturas para contener la pandemia.

Las autoridades locales también intentan agilizar el tema de la vacunación. Japón no ha logrado ser tan rápido como otros países, incluyendo Puerto Rico. A mediados de febrero se inició con trabajadores de la salud y personas de la tercera edad, con quienes aún no terminan. El grueso de la población está planeado que se vacune en julio, muy cerca de la inauguración de los ahora llamados Juegos seguros ante el covid-19.

Hace un mes, el presidente del Comité Olímpico Internacional (COI), Thomas Bach, afirmó que “Tokio sigue siendo la ciudad mejor preparada para organizar los Juegos” y que "no hay razones para dudar de que la ceremonia inaugural de los Juegos de Tokio" pese a la pandemia.

Lo que está claro es que el reloj sigue su conteo regresivo en una carrera olímpica llena de obstáculos que ya tiene la etiqueta que será histórica.