Pamela Rosado

Pamela Rosado sostiene el balón ante la asfixiante defensa de Estados Unidos.

La selección femenina de baloncesto de Puerto Rico sufrió el viernes su primer revés en la Copa del Mundo de FIBA, que se celebra en Australia, al caer ante Estados Unidos con marcador de 106-42. 

La derrota –que fue antes las campeonas del mundo– tuvo lugar a 24 horas de que las puertorriqueñas consiguieran la primera victoria de la historia en un evento de este tipo en apenas su segunda participación.

Ahora las boricuas tienen marca de 1-1. El próximo compromiso será el sábado a las 6:30 de la mañana ante Bélgica. 

El revés no significa que Puerto Rico esté fuera de la lucha por la clasificación a cuartos de final. Por el contrario, las opciones siguen vivas y dependen de una victoria, posiblemente ante Corea, que luce como el rival más accesible.

Estados Unidos mantuvo su invicto con el abultado triunfo. 

Solo los primeros cuatro equipos, de un total de seis que componen cada grupo, avanzan a cuartos de final.

La pívot nacionalizada Mya Hollingshed fue la mejor por las boricuas con diez puntos y dos rebotes, seguida de Arella Guirantes con siete unidades. 

En el triunfo, Shakira Austin terminó con 19 puntos y diez rebotes. 

Puerto Rico estuvo en juego por apenas cuatro minutos en el inicio del partido, cuando Hollingshed anotó un canasto de doble dígito para igualar el marcador a seis puntos restando 6:25 del primer parcial.

Suscríbete para recibir en tu email las noticias más importantes de Deportes.

Después de ese canasto, las boricuas cayeron en una larga sequía de cuatro minutos y nunca más pudieron recomponerse. 

Las estadounidenses aprovecharon ese 'slum' para hilvanar un avance de 14-0. En ese momento, establecieron su ataque en la zona de la pintura y plantaron una asfixiante defensa basada en constantes rotaciones defensivas.

Puerto Rico perdió el primer parcial por 11-27 y la primera mitad por 21-54.

Tan solo en la primera mitad, las boricuas cometieron 13 errores, que utilizaron las estadounidenses para anotar 16 unidades. 

La diferencia también se hizo presente en los puntos debajo del canasto. Allí Estados Unidos convirtió 24 unidades, mientras que Puerto Rico solo anotó dos.

Aunque parecía que lo peor había pasado ya, las boricuas tuvieron un catastrófico tercer parcial al anotar solo seis puntos ante 26 de las norteamericanas. Esas unidades fueron de Nairamar Vargas, Trinity San Antonio y Guirantes con dos cada una.

El cuarto parcial fue el mejor de todo el partido para las boricuas. Con el partido definido, el técnico boricua Gerardo "Jerry" Batista colocó en cancha a una cuadro de jugadoras jóvenes, encabezado por Isalys Quiñones, que consiguieron una leve reacción.

Las boricuas tuvieron más opciones al canasto y se mostraron más agresivas, provocando incluso un tiempo de Estados Unidos. Ese parcial lo perdieron las boricuas por 15-26. 

Recibe más información sobre esta y otras noticias. Pulsa aquí si eres usuario de Android o de iPhone.

Graduado de periodismo en la Universidad del Sagrado Corazón, en Santurce. Reportero de deportes con sobre siete años de experiencia en medios regionales y nacionales.