Yadier Molina

Yadier Molina reacciona a una jugada en el partido del sábado frente a los Padres de San Diego. 

A sus 39 años, el receptor puertorriqueño de los Cardenales de San Luis, Yadier Molina, sigue tratando de ampliar su hoja de vida en las Grandes Ligas para reafirmar su papeleta en Cooperstown.

Molina está cerca de alcanzar las 1,000 carreras remolcadas y los 400 dobles.

Por un lado, el doradeño tiene 994 empujadas. Tan solo le faltan seis y a los Cardenales le quedan diez juegos más de la serie regular, incluyendo el de esta noche, cuando enfrenten a los Cerveceros de Milwaukee a partir de las 7:40 p.m., en el American Family Field, de Milwaukee.

Molina sería el tercer cátcher puertorriqueño con 1,000 carreras empujadas o más. El miembro del Salón de la Fama, Iván “Pudge” Rodríguez, es el líder con 1,332. Este es seguido por Jorge Posada, con 1,065.

De hecho, Pudge es quinto entre los líderes de receptores de las Grandes Ligas en carreras remolcadas. Yogi Berra lidera ese grupo con 1,430. A este le sigue Ted Simmons (1,389), Johnny Bench (1,376), Mike Piazza (1,335) y Rodríguez.

Suscríbete para recibir en tu email las noticias más importantes de Deportes.

El pelotero puertorriqueño con más carreras remolcadas es el exguardabosque Carlos Beltrán, con 1,587.

Por el otro, Molina – ganador de nueve Guantes de Oro – acumula 399 dobles y tan solo le resta uno para alcanzar la mítica cifra de 400.

El receptor con más dobles en la historia es Rodríguez, con 572.

Molina, que el año pasado alcanzó los 2,000 hits, jugará una temporada más con San Luis antes de retirarse a los 40 años y con 19 campañas, todas con el mismo equipo.