Miguel Cotto

Miguel Cotto fue campeón junior welter, welter, junior mediano y mediano.

Miguel Ángel Cotto nunca se subió al entarimado con la idea de convertirse en un eventual integrante del Salón de la Fama del Boxeo Internacional, pero a cinco años de su último combate sus esfuerzos siguen rindiendo frutos que jamás imaginó.  

El seis veces campeón mundial puertorriqueño en cuatro divisiones distintas recibió con alegría –pero sobre todo en familia– su ingreso al prestigioso recinto, con sede en Canastota, Nueva York, como parte de la clase de inmortales de 2022.

“Esta es una muestra más de que valió la pena. El trabajo que realicé por tantos años es reconocido. Todos estamos contentos en la familia”, expresó Cotto a EL VOCERO mediante llamada telefónica.

El cagüeño verá inmortalizada su carrera el 12 de junio en una ceremonia en el Turning Stone Resort Casino, en Verona, Nueva York, junto a las clases de 2020 y 2021.

“Trabajé por echar una familia hacia adelante, echar unos chicos hacia adelante. Todo lo demás –como esta exaltación al Salón de la Fama– llegó con trabajo duro. Por eso fue que pude hacer todo lo que hice en el boxeo hasta seguir cosechando esos frutos. Trabajé duro toda mi carrera”, recordó Cotto, quien ingresó al recinto en su segundo año en las boletas y como el decimotercer puertorriqueño en la historia.

Cotto concluyó su carrera profesional en 2017 con foja de 41-6 y 33 KO’s. Su historial de combates ante campeones y excampeones atravesando aún sus mejores momentos lo llevó a ser considerado uno de los más destacados de su época e incluso entre la conversación de los más grandes del boxeo boricua.

Cotto –quien se caracterizó por su estilo pausado y discreto ante la prensa– fue campeón junior welter, welter, junior mediano y mediano.

Suscríbete para recibir en tu email las noticias más importantes de Deportes.

Esta vez, con ese mismo estilo introvertido, reiteró que el logro es dedicado a su familia y que hace justicia a su dedicación sobre el entarimado en sus 16 años de trayectoria.

“Esto es un galardón para toda la comunidad boxística puertorriqueña”, dijo el expúgil, quien recibió la noticia por parte del vicepresidente de Miguel Cotto Promotions, Héctor Soto y el director ejecutivo de la misma empresa, Bryan Pérez.

En la clase de 2022 también fueron incluidos el múltiple campeón del mundo en cuatro pesos distintos, Roy Jones Jr., y el monarca en tres divisiones entre 1991 y 2003, James Toney. En la rama femenina ingresó la campeona alemana en tres divisiones, Regina Halmich y la monarca en tres pesos distintos, con 18 defensas titulares, Hooly Holm.

El publicista Bill Caplan, el periodista Ron Borges y el historiador y productor Bob Yalen también serán inmortalizados.

Cotto se suma en el Salón de la Fama a otros 12 boricuas: el árbitro Joe Cortez (2011) y los púgiles Carlos Ortiz (1991), Wilfredo “Bazooka” Gómez (1995), Wilfredo Benítez (1996), José “Chegüí” Torres (1997), Sixto Escobar (2002), Edwin “Chapo” Rosario (2006), Pedro Montañez (2007), Herbert “Cocoa Kid” Lewis (2012), Félix “Tito” Trinidad (2014) y Héctor “Macho” Camacho (2016) y el fenecido periodista Mario Rivera Martinó.

“Puerto Rico es un país con una historia increíble en el boxeo. Creo que esto es de todos. De los que estamos adentro y los que no han logrado entrar”, expresó Cotto.

A lo largo de su gloriosa trayectoria de 16 años, Cotto enfrentó a campeones y excampeones del mundo en sus mejores momentos, como en el caso Zab Judah, ‘Sugar’ Shane Mosley, Antonio Margarito, Manny Pacquiao, Joshua Clottey, Floyd Mayweather Jr., Sergio “La Maravilla” Martínez, Austin Trout y Saúl “Canelo” Álvarez.

El cagüeño fue parte de la selección de boxeo amateur que participó por Puerto Rico en los Juegos Olímpicos de Sídney 2000. Su salto a profesional se produjo en 2001, y durante su trayectoria boxística capturó un total de seis títulos mundiales, cuatro de ellos en categorías diferentes.

El expúgil –quien ahora impulsa nuevo talento por medio de su empresa Miguel Cotto Promotions– fue elegido al Salón de la Fama del Boxeo de Nevada, en 2020.

Graduado de periodismo en la Universidad del Sagrado Corazón, en Santurce. Reportero de deportes con sobre siete años de experiencia en medios regionales y nacionales.