Selección nacional de boxeo

Los púgiles de la selección nacional de boxeo se preparan para entrenar en el gimnasio Juan Evangelista Venegas.  

SALINAS – Los boxeadores aficionados están de vuelta en el gimnasio.

Cerca de una decena de peleadores retomaron el lunes sus entrenamientos en el gimnasio Juan Evangelista Venegas ubicado en las instalaciones del Albergue Olímpico de Salinas. 

“Hacía falta. Ellos se han mantenido entrenando en sus residencias, pero no es lo mismo. Con esto retomamos el trabajo más estructurado. Seríamos de los primeros países en el continente que concentra parte del equipo”, mencionó el entrenador, Carlos “Cholo” Espada, a EL VOCERO.

Boxeo era uno de los deportes que sufrió la cancelación de su clasificatorio olímpico. Puerto Rico estaba preparándose para disputar boletos a los Juegos Olímpicos de Tokio 2020 en el clasificatorio del continente de América, que estaba programado para celebrarse del 25 de marzo al 3 de abril en Buenos Aires, Argentina. La selección nacional se acuarteló precisamente en el Albergue Olímpico previo al evento.

“Buscaremos la oportunidad para cuando todo se normalice pues se puedan programar algunos fogueos o incluso, entrenar fuera del país. Los boxeadores estaban locos por volver”, añadió Espada.

Suscríbete para recibir en tu email las noticias más importantes de Deportes.

Todos los púgiles que asistieron se sometieron a una prueba serológica de coronavirus previo a los entrenamiento y el acuartelamiento. No hubo ningún caso positivo. 

La escuadra estuvo liderada por el medallista de bronce en los Juegos Panamericanos de Lima 2019, Yankiel Rivera (52 kilogramos), Bryan Polaco (69 kg), Jean Paul Rivera (57 kg), Luis Rodríguez (75 kg), Alvin Canales (91 kg) y José Barreto (81 kg). Las féminas Kiria Tapia (60 kg), la medallista centroamericana Ashleyann Lozada (57 kg). Boxeadores como la profesional Stephanie Piñeiro (69 kg), Nitza Rodríguez (75 kg), Cristina Cruz (52 kg) y Armani Alméstica (64 kg), se incorporarían a los trabajos de la selección nacional en los próximos días.

Lo trabajo consistieron en sesiones de sombra por cuatro asaltos, golpeo de saco y pera. El guanteo está prohibido temporeramente.

“Volver al gimnasio es satisfactorio porque podemos entrenar junto a todo el equipo. Cada uno de nosotros hicimos lo necesario en nuestras casas, pero no es lo mismo. Aquí tenemos los entrenadores que son muy importantes en nuestro entrenamiento”, comentó Yankiel Rivera.

“Extrañaba venir a entrenar. Estoy contenta de haber retomados los trabajos y que se nos practiquen pruebas para poder entrenar tranquilamente. Nosotros entrenábamos en las casas y aquí es más intensivo. Me da alegría saber que tenemos un gimnasio abierto”, indicó Tapia.