BSN

Actualmente, el BSN admite solamente en sus canchas a personas inoculadas contra el covid-19. 

El regreso de los menores de edad a las canchas del Baloncesto Superior Nacional (BSN) tendrá que esperar un poco más.

La liga no tiene contemplado todavía permitir el ingreso de los niños de 11 años o menos a los coliseos, debido a la nueva ola de contagios de covid-19 y la creciente incidencia de variantes que se ha reportado en Puerto Rico durante las pasadas semanas.

El BSN –que además monitorea otros seis canasteros que no han completado su proceso de inoculación– prohibió la presencia de estos fanáticos en los juegos porque aún no están autorizados a recibir la vacuna contra el covid-19.

Puerto Rico experimenta un repentino ascenso en la tasa de positividad de covid-19, que subió de 1.4% a 3.6% durante la semana pasada solamente.

“Queremos a los niños en cancha, pero sabemos que la salud de ellos está por encima de cualquier evento deportivo. Mientras no sea seguro, no podemos tenerlos”, aseguró el director de torneo del BSN, licenciado José Solá, a EL VOCERO.

La liga no estuvo dispuesta a reducir la capacidad de las canchas a un 50% para permitir el ingreso de los no vacunados –incluidos niños y adultos– respetando el distanciamiento físico, siendo esta una de las recomendaciones del Departamento de Salud.

Solá, sin embargo, anticipó ahora dos potenciales escenarios. “Lo primero para permitir el ingreso de los menores a las canchas es la aprobación del Departamento de Salud y lo segundo es que los Centros para el Control de Enfermedades (CDC) apruebe vacunas para menores de 12 años”, explicó.

Suscríbete para recibir en tu email las noticias más importantes de Deportes.

La vacunación es un requisito indispensable del Departamento de Salud para todos los espectadores de un evento deportivo –o incluso de entretenimiento– que se celebre en una instalación cerrada en medio de la pandemia del covid-19.

Solá dijo que esa también es la postura de la liga. “La política del BSN es 100% vacunación, salvo que Salud apruebe un protocolo”, comentó.

Vigilan a seis canasteros

Asimismo, el BSN monitorea semanalmente a cinco canasteros que no han completado el proceso de inoculación contra el covid-19 y uno adicional que tiene una dispensa del Departamento de Salud porque no puede vacunarse.

“En total son cinco jugadores que habían tenido covid en una fecha cercana al inicio de la temporada y como es requerido, esperaron un tiempo para comenzar el proceso. Están próximos a cumplir con el periodo de inmunización. Todos –incluido el que recibió dispensa– están jugando bajo un estricto régimen de pruebas moleculares semanales para asegurarnos que estamos libres de contagio”, explicó Solá.

Solá precisó que ese número de canasteros no inoculados contra el covid-19 debe reducirse considerablemente durante la próxima semana.

El BSN atraviesa su segunda semana de acción, durante las que se han reportado un caso positivo de covid-19 en el equipo de Humacao y Santurce, respectivamente.