Rey Ojeda

Rey Ojeda (izq.) y Emiliano García (der.) posan luego de participar de la conferencia de prensa previo al combate.

Rey “El Maestro” Ojeda luce encaminado a superar hoy cómodamente la prueba en la báscula tras varios años de ausencia.

El púgil canovanense marcó ayer el límite de 137 libras de cara a su pelea del mañana ante el argentino Emiliano García, en el turno estelar de la cartelera Noche de Campeones a efectuarse mañana en el coliseo Rafael G. Amalbert, en Juncos.

La ceremonia de pesaje será hoy a las 12:00 del mediodía en el Gimnasio de Boxeo Municipal que se encuentra en las inmediaciones en el coliseo.

“Estamos en peso y aprovechamos (la tarde de ayer) para descansar. El trabajo ya está hecho. Esperamos por el pesaje y que luego suene la campana”, dijo Ojeda en entrevista telefónica con EL VOCERO.

Ojeda hará una reaparición tras cuatro años de inactividad. El púgil, con marca de 18-0, 9KO’s, se ha dedicado a su carrera como Sargento en el Ejercito de los Estados, donde está destacado en la base Fort Campbell en Kentucky.

Ojeda se medirá ante García (16-4-1, 13KO’s), quien viene de lograr un empate frente al dos veces campeón mundial Juan Manuel “Juanma” López en un combate celebrado en mayo pasado. El argentino lleva tres derrotas en línea, además de que realizará su tercer combate consecutivo en la Isla.

Suscríbete para recibir en tu email las noticias más importantes de Deportes.

“En estatura, es un peleador poco más bajo que yo, pero eso no cambia. Seguiremos con la misma estrategia, preparación y enfoque. A él le gusta lanzar muchos golpes, así que habrá que cuidarnos”, indicó.

“No tengo desespero para buscar un nócaut. Quiero subir al cuadrilátero, que el cuerpo active y que responda. Me quiero disfrutar la pelea y que sea el propio cuerpo ejecute”, mencionó Ojeda.

El púgil ha recalcado que de prevalecer en este combate, podría estar de vuelta en el ensogado dentro de tres a cuatro meses.