Jasmine Camacho-Quinn

Jasmine Camacho-Quinn viene a paso arrollador y saltando obstáculos de manera contundente a poco menos de 100 días para los Juegos de Tokio.

Jasmine Camacho-Quinn no ha dejado ni una milésima de espacio para que surjan dudas sobre su alto nivel rumbo a los Juegos Olímpicos de Tokio.

Tampoco quiere que sobre la mesa queden cuestionamientos sobre sus planes cuando se pose sobre la línea de salida del estadio internacional de Yokohama, Japón, allá en el mes de julio, cuando la fiesta olímpica comience en la capital nipona.

“Definitivamente estoy mirando fijamente a las Olimpiadas para traer una medalla a casa”, expresó la boricua de manera convincente a EL VOCERO.

Camacho-Quinn viene a paso arrollador y saltando obstáculos de manera contundente a poco menos de 100 días para la venidera justa olímpica. Estableció una marca nacional con tiempo de 12:32 segundos en los 100 metros con vallas en el Tom Jones Memorial Invitational, que se celebró el pasado sábado en Florida.

De paso, impuso una marca para la prueba durante esta temporada 2021, corrió por debajo del récord olímpico de 12:35 segundos y se catapultó todavía más como una de las principales promesas de medalla en la delegación boricua a Tokio. Logros que —sumados a la misión personal— son ahora motivación rumbo a sus segundos Juegos de Verano.

Carlos Guzmán, entrenador del equipo nacional de atletismo, se une a nuestros reporteros para hablar sobre el mas reciente logro de Jasmine Camacho-Quinn y su futuro hacia las Olimpiadas en Tokio. #RumboaTokyo2021

La atleta quiere dejar atrás el mal recuerdo de cuando tropezó en la novena valla de la semifinal en los Juegos Olímpicos de Río 2016, dejándola fuera de la lucha por las medallas. Esa espinita aún vive en su corazón, gritándole que debe reivindicarse.

Suscríbete para recibir en tu email las noticias más importantes de Deportes.

“No solo me decepcioné. Sentí que decepcioné a todos. Quiero recuperarme de eso y conseguir un mejor resultado este año. Estoy emocionada y motivada porque ir a Tokio significa demasiado para mí. Esas carreras en las Olimpiadas son muy emocionantes”, aseguró Camacho-Quinn, de 24 años.

“A pesar de que el año pasado todo se canceló, han sido muchos años de preparación para estar lista y tener nuevamente la oportunidad de representar a Puerto Rico por todo lo alto”, continuó la semifinalista olímpica.

Para el entrenador del equipo nacional de atletismo Carlos Guzmán, Camacho-Quinn está más que lista para Tokio.

“Es una marca extraordinaria, con un buen enfoque y sorprendente. Ha hecho cuatro carreras extraordinarias en apenas dos semanas empezando la temporada al aire libre, así que proyecta que mete miedo. Aunque falta todavía bastante”, manifestó Guzmán.

Con ese tiempo, Camacho-Quinn es una sólida candidata a medalla, según destacó Guzmán. Sin embargo, advirtió que en este tipo de campeonato olímpico cualquier cosa puede pasar.

La boricua, además, debe superar a varias de sus rivales, entre ellas la jamaiquina Danielle Williams y al trío de corredoras de Estados Unidos que saldrá de los clasificatorios a finales de junio. Se supone que en esa lista esté la plusmarquista mundial Kendra Harrison, quien ostenta el récord mundial con 12:20 segundos.

“Esto es carrera por carrera. En estos campeonatos —que hay que pasar eliminatorias— hasta que tú no llegues a la final… Pero ella (Jasmine) está en una mejor condición física que cuando fue a Río”, aseguró Guzmán. “Va a buen tiempo, pero no esperábamos que tan pronto alcanzara ese nivel de la séptima mejor marca de todos los tiempos”.