Toma Brady-Tampa Bay

Tom Brady (izq.) felicita a Leonard Fournette tras anotar un gol en el tercer cuarto.

Se acabaron los adjetivos para describir a Tom Brady.

A sus 43 años, el estelar mariscal de campo volvió a brillar en otro Super Bowl – el décimo de su carrera – al conquistar su séptimo título el domingo cuando los Buccaneers de Tampa Bay vencieron 31-9 a los Chiefs de Kansas City, los campeones defensores en la edición número 55 disputada en el Raymond James Stadium, de Tampa Bay.

Brady volvió a demostrar a sus futuros herederos, como el joven quarterback de los Chiefs, Patrick Mahomes, cuál es el camino a seguir para ser el mejor de todos los tiempos.

El 14 veces Todo Estrella, quien llegó a principios del año pasado a Tampa Bay tras 20 años en los Patriots de Nueva Inglaterra, ayudó a los Buccaneers a convertirse en el primer equipo en ganar como local en la historia de la NFL.

Tampa Bay logró el segundo Super Bowl de su historia en su segunda oportunidad, tras ganar en 2002.

Mahomes buscaba su segundo anillo con apenas 25 años y convertir a los Chiefs en el primer equipo en ganar dos campeonatos consecutivos desde Nueva Inglaterra en 2003-04, con Brady al mando.

Pero, por ahora, tendrá que esperar. Brady tendrá la última palabra.

Los primeros puntos del juego fueron para los Chiefs con gol de campo de Harrison Butker en la yarda 49, con 5:10 por jugarse del primer cuarto.

Suscríbete para recibir en tu email las noticias más importantes de Deportes.

Con el marcador 3-0, los Buccaneers respondieron con la primera conexión del juego entre Brady y Rob Gronkowski para anotar el primer touchdown del encuentro y tomar el comando 7-3 tras anotar el gol de campo.

A partir de ahí, dominaron el ritmo del encuentro a su antojo con una asfixiante defensa sobre Mahomes y una buena combinación de juego aéreo y terrestre que terminó en tres touchdowns, dos de ellos de Gronkowski.

Los Chiefs pagaron caro varios errores durante la primera mitad, que los nuevos campeones supieron aprovechar para cerrar esos primeros 30 minutos con ventaja de 21-6.

En su primera serie ofensiva de la segunda mitad, los Chiefs volvieron a anotar otro tiro de campo para descontar la ventaja de los Buccaneers 21-9 con 11:26 en el reloj.

Pero la combinación de juego aéreo y terrestre de los Buccaneers volvió a dejar buenos dividendos cuando Leonard Fournette realizó un acarreo de 27 yardas para anotar un touchdown que elevó el marcador 28-9.

Tampa Bay anotó un gol de campo en los minutos del tercer cuarto para ampliar su ventaja 31-9 y sellar el campeonato.

Los Chiefs no fueron capaces de anotar un touchdown en todo el encuentro.