Marcas

Las personas de 55 años o más se ha convertido en un segmento de consumo importante y con poder adquisitivo. >Suministrada

Las marcas deberán prestar particular atención a las personas de 55 años o más en sus estrategias de crecimiento y campañas publicitarias, ya que se ha convertido en un segmento de consumo importante y con poder adquisitivo.

Esta fue la conclusión principal del estudio Havas Think Tank: El futuro en la edad dorada, realizado por la agencia de relaciones públicas Havas Puerto Rico, que dio a conocer sus resultados por medio de webinar e incluyó temas como el significado de la edad, cuál es la responsabilidad de las marcas en sus comunicaciones y la relación entre millennials y boomers.

“Las marcas deben enfocarse más en las personas adultas de entre 55 y 75 años, comenzar a incluir a esta generación que representa el 61% de las compras de casi todas las categorías en Puerto Rico. Esta población es el 43% del Producto Interno Bruto (PIB). Tiene un gran poder de compra”, informó Eliana Di Domizio, gerente de estrategia de Havas Puerto Rico.

El 20% de esta población en la Isla tiene trabajo a tiempo completo o parcial y el 69% tiene acceso a internet, de los cuales el 21% busca información en línea antes de comprar, lo que certifica que se están adaptando a la era digital.

“A esta generación le gusta mantenerse activa, el 61% busca aprender cosas nuevas. Hay muchas oportunidades para las categorías de salud y el 11% no cuenta con un seguro médico”, añadió Di Domizio.

Estos adultos han aumentado marcadamente el gasto de entretenimiento en el hogar y están buscando mejorar el espacio donde pasan la mayoría del tiempo —sus hogares—, por lo que han aumentado sus préstamos personales y el refinanciamiento de hipotecas.

“El 23% de estas personas está comprando marcas nacionales y el 36% prefiere compañías con mensajes de ética. Este es el momento para los productos locales, ahora son el foco”, indicó la ejecutiva.

La mentalidad

Esta población se siente joven: el 72% dice que su estado físico y mental es el de una persona de menor edad, lo que ha variado en las últimas décadas, ya que en 2012 este porcentaje era de 60%. La generación millennials (70%) también piensa que la vejez es un estado mental, no físico.

“Se comienzan a sentir viejos cuando sus capacidades motrices y cognitivas dejan de responder, no porque sean abuelos o estén retirados. El miedo de ser una carga y perder la independencia está muy presente. Dicen que la sociedad está obsesionada con la juventud y el 57% siente esa presión de la publicidad”, dijo Di Domizio.

El 64% indicó que le gustaría ver a gente de más de 65 años en las promociones. La gerente de Havas recomendó que la integración de los adultos mayores en las comunicaciones tiene que lograrse de manera orgánica, sin caer en los estereotipos de la edad.

Millennials y boomers

Por otro lado, el estudio concluyó que existen tensiones económicas, tecnológicas e ideológicas entre las generaciones más adultas y las más jóvenes. Estos últimos resaltaron que como resultado de la pandemia de covid-19 tuvieron que sacrificarse para proteger a los más adultos.

“Tenemos que mitigar estas tensiones entre generaciones para que exista un balance de poder tanto económico como en el ámbito laboral, un traspaso de conocimiento entre generaciones, ya que ambas tienen mucho que aprender de la otra. Además de una apertura al diálogo, dejando de lado las diferencias y promoviendo los beneficios de que las generaciones tengas lazos fuertes”, concluyó Di Domizio.