San Juan street life

Luego de que se anunciara la cancelación de paradas de cruceros en los muelles del Viejo San Juan, líderes del sector turístico consultados por EL VOCERO advirtieron que esta acción pudiera desencadenar en cierres de negocios y pérdidas de empleos en la Ciudad Amurallada.

El pasado miércoles, la línea Carnival Cruise anunció la interrupción de 21 paradas del crucero Mardi Gras entre el 2022 a 2024. Esta empresa, junto a Royal Caribbean, representa el 75% de los pasajeros que llegan a la Isla, por lo que las cancelaciones se traducen en una reducción exponencial en la venta de los comercios de la isleta, según Daphne Barbeito, presidenta de la Alianza Turística para Puerto Rico (ATPR).

“El único que pierde en esta ecuación sigue siendo el pequeño y mediano empresario que lamentablemente se le hace sal y agua, una operación que era extraordinaria, ya que para ese barco el primer puerto de entrada era Puerto Rico, tenía un impacto (económico) espectacular desde el artesano hasta los museos, la parte gastronómica, los ‘tours’ (recorridos)”, dijo Barbeito.

Se estima que la aportación de la industria de cruceros en Puerto Rico para 2019 fue de más de $100 millones, donde se recibieron más de 1.8 millones de pasajeros entre tránsito y puertos base. Entre los meses de enero y agosto de este año, la Isla solo ha recibido 369,000 pasajeros de tránsito y solo ha tenido 12 barcos base.

“Es una pérdida, por cualquier lado; desde ingreso e imagen del País, hasta pérdida de una posibilidad de continuación de negocio que se puede hacer posteriormente con esos pasajeros que nos visitan”, insistió Barbeito.

Por su parte, el propietario de la Farmacia Luma, Juan Fernández, fue contundente al asegurar que las cancelaciones de paradas del crucero Mardi Gras provocarán “cierres de negocios y pérdidas de empleos”.

“Va a tener consecuencias. Vamos a tener que cerrar, porque la actividad económica no alcanza para cubrir los gastos de operaciones básicas, con todo lo demás subiendo de precio constantemente. La situación es crítica para todos”, sostuvo Fernández. “Si no hay barcos en los muelles de Viejo San Juan, no hay ventas”, insistió.

Para el comerciante, la poca presencia de cruceros en los muelles ya ha provocado cierres y no descarta que continúe la tendencia.

El panorama se repite para la propietaria de Get Shopped PR, Michele Llamas, quien aseguró depende en un 90% de la industria de cruceros, por lo que la ausencia de pasajeros y turistas en el Viejo San Juan provoca que prescinda de los servicios de sus empleados.

“Yo empleo chefs, guías turísticos e instructores de bailes. Mi equipo es bastante amplio y se afecta todo el mundo, porque todos están sin trabajo”, indicó Llamas. “Estamos con el agua al cuello, porque cada situación que ha venido, María, Fiona, pandemia, nos ha ido enterrando aún más. Entonces ahora, todo el mundo se está recuperando en el Caribe, pero nosotros vemos que en el caso de San Juan no es así”, agregó.

De acuerdo con Barbeito la cancelación de estas paradas se debe a la privatización de los muelles con la empresa Global Ports. Sin embargo, la Autoridad de los Puertos descartó que la determinación se debiese a la Alianza Público Privada (APP) del muelle.

EL VOCERO intentó comunicación con el director de Puertos, Joel Pizá Batiz, sin embargo, se nos refirió al director de la Compañía de Turismo (CTPR), Carlos Mercado, quien también sostuvo que se debe a una estrategia de la línea de cruceros para economizar combustible.

“La razón que hemos estado discutiendo con Carnival hace varios meses es que ellos están midiendo lo que es la eficiencia del combustible del crucero”, aseguró Mercado, quien destacó que se encuentran en conversaciones con las líneas Carnival y Royal ante la situación.

Aunque para lo que queda de año el director de CTPR indicó que llegarán puertos base y barcos de tránsito, desde la semana que viene, la presidenta de la Alianza Turística señaló que no compensa la pérdida económica que deja la salida del Mardi Gras.

“Ellos nos están diciendo a nosotros que estamos perdiendo 21 paradas de tránsito de Carnival Cruise. Evidentemente, van a venir tránsitos, pero son muy pocos, no compensa la pérdida de una con la llegada de la otra”, subrayó Barbeito.

A su vez, Ricardo Cortés, director de asuntos públicos de Discover Puerto Rico, destacó la importancia que tiene la industria de cruceros para el sector comercial del Viejo San Juan y reconoció que habrá una reducción en los ingresos del País.

“Desde el punto de vista de comparación con años anteriores, uno podría pensar que, tal vez, ese impacto no se va a ver en las métricas que llevamos, pero si lo miras desde la perspectiva de lo que pudo haber sido el impacto económico de esos cruceros que se están desviando, obviamente hay un dinero que se pudo generar y que no se estaría generando”, dijo Cortés.

Asimismo, entiende que esta noticia pudiera ser un disuasivo temporero para la percepción de los turistas que deseen viajar a Puerto Rico.

“Sí, tiene un impacto, yo esperaría que fuera pasajero desde el punto de vista de cómo se percibe la Isla como destino para cruceros”, subrayó Cortés.

Recibe más información sobre esta y otras noticias. Pulsa aquí si eres usuario de Android o de iPhone.