José Carrión

José Carrión III, presidente de la Junta Federal de Control Fiscal.

En respuesta a la crisis ocasionada por el coronavirus (Covid-19) en la Isla, la Junta Federal de Control Fiscal no hará recortes a las transferencias del gobierno central a los municipios en el próximo año fiscal.

Pese a que el plan fiscal que se certificó en el 2019 detalla que la asignación anual al fondo de equiparación de los municipios disminuiría por $44 millones para un total de $88 millones, continuarán recibiendo $132 millones como el fiscal 2020.

“La junta conoce perfectamente los efectos que los terremotos recientes y el Covid-19 han tenido en los municipios. También somos conscientes de los servicios tan importantes que los municipios prestan a todos los que vivimos en Puerto Rico", señaló José Carrión III, presidente del ente fiscal.

"Demorar las reducciones en los subsidios garantizará que los municipios puedan servir a sus constituyentes a pesar de la carga tan pesada que supone esta pandemia”, enfatizó Carrión. 

El ejecutivo señaló que el apoyo económico adicional a los municipios se debe utilizar eficazmente para adoptar estrategias que permitan una distribución más transparente y equitativa del trabajo entre el gobierno y los municipios, así como la descentralización de los servicios y ganancias, la consolidación de la entrega de servicios en los municipios, la recaudación mejorada de ingresos municipales.

Asimismo, Carrión acotó que la ayuda debe preparar a los municipios para la reducción de la dependencia en asignaciones de fondos del gobierno, además de alcanzar presupuestos y operaciones municipales más sostenibles.