Porshe

Porsche considera abrir otro punto de ventas en Puerto Rico. >Suministrada

El Caribe representa alrededor de un 20% del volumen de ventas de la automotriz alemana, Porsche, en América Latina y según el principal oficial ejecutivo de Latinoamérica, George Wills, Puerto Rico aporta la mayoría de las ventas de este segmento, siendo uno de sus mercados más importantes.

En entrevista con EL VOCERO, el ejecutivo de Porsche señaló que Puerto Rico es el segundo mercado más grande de la automotriz en América Latina luego de México, y a nivel del Caribe, es el destino con mayor volumen de ventas. Al cierre del pasado año, a pesar de la pandemia, Porsche logró vender unas 277 unidades en la Isla, lo que supuso un aumento de 30% sobre las 213 unidades vendidas en el acumulado de 2019.

“El Caribe representa un 20% de la porción total de América Latina. El mayor contribuidor es Puerto Rico, seguido de República Dominicana. La expansión en la Isla es algo que estamos evaluando para llevar la marca a otras regiones fuera de la zona metropolitana. Forma parte de nuestros planes de expansión en el Caribe”, sostuvo Wills.

Actualmente, la automotriz está expandiendo en el Caribe con la apertura de un nuevo concesionario en Curazao y la próxima entrada a las Islas Caimanes. A esto se suma la posibilidad de abrir otro punto de ventas en Puerto Rico. “El Caribe es una parte bien importante de Porsche”, afirmó.

En cuanto a las ventas en la región, Wills explicó que, a lo largo de 2020, lograron vender unos 2,400 vehículos y que esperan poder alcanzar la venta de 5,000 unidades este año. Mientras que, en todo América Latina la cifra total ascendió en 2020 a 69,629 unidades. “Tuvimos problemas en la disponibilidad de los vehículos con la pandemia, pero este año proyectamos un aumento en las ventas con la llegada de nuevos vehículos al mercado”, agregó el ejecutivo.

Por su parte, Oliver Blume, presidente de la junta de directores de Porsche, explicó que la automotriz estableció un récord en el año fiscal 2020 tras alcanzar una facturación de $34,200 millones, lo que supera la cifra del año anterior en más de $119 millones. “Hay cuatro razones para esto: nuestra atractiva gama de modelos, unos autos con trenes de rodaje eléctricos convincentes, la fortaleza innovadora de la marca y la determinación con la que hemos afrontado la gestión de la crisis”, afirmó.

Asimismo, el ejecutivo sentenció que lograron vender más de 20,000 unidades del Taycan, el primer deportivo completamente eléctrico de Porsche. “El Taycan fue elegido auto más innovador del mundo. Porsche es sinónimo de solidez en su negocio, de actuación sostenible, de responsabilidad social y de tecnologías innovadoras”, mencionó.

El ejecutivo discutió, además, que en respuesta al cambio climático, lanzaron un programa integral para reducir su huella de carbono. Explicó que proyectan tener una huella de carbono neutra en toda la cadena de valor. “Lo lograremos evitando y reduciendo sistemáticamente las emisiones de CO2. Hemos destinado más de $1,200 millones de dólares para la descarbonización durante los próximos 10 años”, acotó.

La empresa presentó este mes el Taycan Cross Turismo, su primer vehículo neutro en CO2 durante toda la fase de uso.