House

La situación actual de confinamiento podría cambiar la perspectiva del boricua al momento de adquirir una residencia, ya de ahora en adelante la mentalidad de convivencia será otra.  

“Los valores de las propiedades dependerán del tiempo que dure la emergencia, pero desde mi punto de vista ahora el comprador podría buscar una residencia más cómoda, remodelada y con patio y área de almacenaje. Van a buscar propiedades más seguras y amplias en caso de tener que volver a enfrentar este tipo de crisis”, declaró Simón Fernández, presidente de San Juan Board of Realtors, refiriéndose a propiedades donde sea más llevadera la experiencia de semanas de encierro.

El futuro de los bienes raíces, según Fernández, dependerá en gran medida de las decisiones que se tomen durante las próximas semanas.

“La situación es incierta y dependerá mucho de que el Gobierno tome el control. Estamos preocupados por los padres de familia, porque los corredores de bienes raíces estamos cumpliendo con la ley de no mostrar propiedades durante la cuarentena. Mientras más rápido se trate esta situación, menos se afectará la economía a nivel mundial. Todavía no se puede medir el impacto, no sabemos cuánto tiempo va a tomar”, concluyó el corredor que lleva 20 años en la industria de los bienes raíces.