Flag of Puerto Rico sticking in various american banknotes.(seri

Pese a la racha de eventos negativos y la crisis económica que ha atravesado Puerto Rico en los últimos cinco años, el mercado boricua continúa siendo atractivo para las inversiones por su resiliencia, el nivel de educación existente en la mano de obra, su entorno caribeño y el creciente inventario de propiedades de lujo.

Así lo estableció un grupo de influyentes empresarios de diversas industrias locales que participó del CEO Day de la Cámara de Comercio de Puerto Rico (CCPR), en el cual conversaron sobre sus respectivas experiencias, las áreas de oportunidades existentes en la Isla y sus recomendaciones para invertir y revitalizar la economía.

El presidente y principal oficial ejecutivo de Popular, Ignacio Álvarez, dejó claro que “a pesar de la crisis existente en Puerto Rico y a que no es un mercado atravesando mucho crecimiento, Popular nunca ha perdido dinero con sus operaciones locales”, como sí le sucedió en Estados Unidos.

“Puerto Rico no está creciendo como otros estados o países, pero los bancos locales han aprendido a hacer dinero en esta economía. Muchos piensan que con todo lo que nos ha sucedido nuestra economía va a colapsar, pero nuestra economía no es débil, es fuerte”, aseguró Álvarez.

El ejecutivo enfatizó, además, que se ha logrado formalizar la economía en el mercado local, lo que entiende es clave para continuar progresando. “En 2020 aumentamos el número de cuentas por 125,000 cuentas nuevas. Esto es una buena señal porque una de las cosas que complica las operaciones de los bancos en Puerto Rico es el nivel de informalidad económica, pues evita la prestación de préstamos que podrían redundar en desarrollo económico”, acotó Álvarez.

Por su parte, Iván Báez, director de Asuntos Públicos de Walmart Puerto Rico y presidente de la Asociación de Comercio al Detal (Acdet), dijo que, a pesar de los retos y dificultades, Puerto Rico es un destino ideal para los comercios de ventas al detal. “Nuestra industria genera $30,000 millones aproximados en ingresos y genera cerca de 125,000 empleos, de los cuales 50,000 pertenecen a las cadenas que representamos. De estos, 13,500 son de Walmart”, acotó.

Asimismo, Báez destacó la calidad de la mano de obra y la producción local. El ejecutivo aseguró que el 80% de la mercancía que vende en las tiendas Walmart es cosechada, manufacturada, elaborada o distribuida en Puerto Rico, lo que representa una inversión anual de $1,600 millones y $500 millones en compras.

Mientras, Margaret Peña Juvelier, presidenta y fundadora de Puerto Rico Sotheby’s International Realty, señaló que el mercado de bienes raíces, incluido el segmento de lujo, ha vuelto a despuntar tras varios años de lenta actividad. La experta señaló que el mercado de propiedades de lujo se ha disparado como resultado de los incentivos contributivos que el gobierno les ofrece a los inversionistas extranjeros.

“El mercado de lujo hace unos años era casi inexistente en la Isla. Había oportunidad y la tomamos. Es un destino atractivo por su belleza natural, población educada, riqueza cultural y motivación”, acotó Peña, al tiempo en que destacó que el precio promedio de las propiedades de lujo que se están vendiendo ronda los $4 millones.

“Están buscando propiedades grandes. Antes el tiempo en el mercado de estas propiedades era de año y medio y ahora es de seis meses. Las áreas más solicitadas son San Juan, Guaynabo, Río Grande, Dorado y Humacao. Recientemente vendimos en Dorado una residencia en el Ritz Carlton por $18 millones y otra por $30 millones con cinco ofertas”, agregó Peña.

Por su parte, Federico Stubbe, presidente de Prisa Group, señaló que hay múltiples oportunidades de desarrollo dentro de la industria turística, pero que hace falta reforzar la inversión en el mercadeo del destino en el exterior, que actualmente está a cargo de Discover Puerto Rico y ronda en $25 millones.

“Puerto Rico tiene mucha oportunidad de crecimiento en el turismo, que es uno de los principales pilares de la economía local. Actualmente, la estadía por visitas es de menos tiempo que la de otros destinos. Un día más que los hagamos quedarse representaría $750 millones adicionales a la economía. Estamos desarrollando proyectos para exaltar la experiencia”, sostuvo Stubbe.

Prisa Group ha logrado construir sobre 3,000 unidades residenciales, nueve hoteles entre Puerto Rico y la Florida -incluido el Dorado Beach Resort a un costo de $1,500 millones-, el Dorado Beach Health Center, y el centro de entretenimiento Distrito T-Mobile, entre otros proyectos de amplio alcance.

En el evento, la economista Chantal Benet, de Inteligencia Económica, señaló que a pesar de los eventos naturales y la pandemia de covid-19, la tendencia de crecimiento económico para Estados Unidos y la Isla es optimista. “Hemos estado viendo una mejoría en el índice de actividad económica”, puntualizó.

En el cónclave efectuado en el teatro de la Escuela de Derecho de la Universidad Interamericana- también participaron Adrián Rivera, vicepresidente de mercadeo de Coca-Cola Puerto Rico Bottlers; Josen Rossi, presidente de la Junta de Directores de Aireko Construction; Vivian Vargas, principal oficial ejecutiva de Burea y Jim O’Drobinak, principal oficial ejecutivo y presidente de la Junta de Directores de MCS.