Conferencia

La gobernadora presentó la nueva orden ejecutiva en una conferencia de prensa desde el Centro de Convenciones. >Josian E. Bruno Gómez/EL VOCERO

Luego de meses de reclamos al gobierno para reanudar operaciones, diversos sectores que han recibido el golpe económico del cierre impuesto desde marzo debido a la pandemia de Covid-19 se expresaron satisfechos con la flexibilización informada ayer por la gobernadora Wanda Vázquez.

Con la nueva orden ejecutiva que entra en vigor mañana y que estará vigente hasta el 2 de octubre, podrán reabrir con capacidad de hasta 25% los casinos, gimnasios y cines, así como las piscinas en los hoteles y las playas.

Los restaurantes aumentan su capacidad para recibir comensales hasta un 50%.

“Escucharon nuestros reclamos y estamos agradecidos. Nuestros empleados necesitan trabajar y han estado luchando con el seguro por desempleo. Queremos aportar a la economía y tenemos el compromiso de seguir haciéndolo bien. Nuestras puertas están abiertas para aquellos que tengan dudas de la seguridad de los casinos”, declaró Ismael Vega, gerente general de Casino Metro, quien espera que más adelante la ocupación de los casinos pueda permitirse hasta un 50%.

Los gimnasios —que llegaron hasta los tribunales para exigir la reapertura— están aliviados con la idea de volver a operar, aunque con un panorama financiero muy complejo.

“Nos sentimos complacidos porque nos escucharon y nos permitieron abrir para poder brindar nuestros servicios. Es una mezcla de alegría y nerviosismo, porque del lunes en adelante tendremos un renacer, y trabajar para que las personas vuelvan a confiar en nosotros, porque ha habido mucha información negativa y equivocada. Queremos que vean nuestro esfuerzo para brindarles a nuestros clientes un lugar seguro en donde pueden cumplir sus metas de salud. Por otro lado, espero que haya ayudas y acuerdos justos con el gobierno, porque las deudas siguen acumuladas”, reaccionó Pablo Acosta, gerente general de Crunch Fitness.

En el caso de los cines, aunque están listos para recibir a sus clientes, la apertura se dará por fases, por lo que no todos abrirán a la misma vez.

“Acogemos la noticia con mucha responsabilidad y con el compromiso de cumplir y ejecutar todos los protocolos de higiene, distanciamiento y seguridad al pie de la letra. Estamos listos para recibir a nuestros clientes y en especial a nuestros empleados, a quienes iremos contactando según vayamos reabriendo cines. Vamos a trabajar la reapertura de manera paulatina, comenzando con varios cines el jueves 17, otros el 24 de septiembre. Pronto estaremos anunciando cuáles son los cines con la fecha exacta”, comentó Mayra Ramírez, directora de Mercadeo de Caribbean Cinemas.

La industria de los alimentos también se beneficiará con la nueva orden ejecutiva, ya que se accede a la petición de los restaurantes para operar en horario extendido, abrir los domingos y poder vender bebidas alcohólicas hasta las 10:00 p.m., además de aumentar la capacidad de 25% a 50%.

La celebración se extiende a los sectores vinculados con el turismo. Para las hospederías, así como los restaurantes, la reapertura de piscinas, playas y otros lugares de entretenimiento se convierten en un atractivo adicional para incrementar las reservaciones.

Clarissa Jiménez, directora ejecutiva de la Asociación de Hoteles y Turismo, expresó su satisfacción. “La recuperación se va a lograr poco a poco volviendo a una normalidad relativa. Es un tremendo primer paso y estamos muy agradecidos. Ahora se trata de cada cual dar lo mejor sí y cumplir con los protocolos establecidos”, señaló.

Jiménez entiende que podrán elevar las reservaciones a un 50%, como sucedió en la apertura inicial de julio. “Aunque ya no estamos en verano —donde hay muchas personas de vacaciones— comoquiera entendemos que se experimentará una tendencia similar, principalmente en los fines de semana”, añadió.

Con igual satisfacción habló el director ejecutivo de la Asociación de Restaurantes (Asore), Gadiel Lebrón. “Varias de las cosas solicitadas se concedieron, principalmente la reapertura de los salones comedores los domingos, la extensión de horario para venta de bebidas alcohólicas y la ampliación de la capacidad. Todas ellas benefician, principalmente a los pequeños y medianos restaurantes. El 34% de los restaurantes abiertos estaba perdiendo dinero. Con esta nueva orden confiamos que puedan recuperarse y volver a reintegrar turnos de trabajo, que se traducen en empleos”, reaccionó.

La nueva orden ejecutiva igualmente acepta la celebración de actividades como conciertos y teatro, pero cumpliendo con los protocolos de seguridad y con la aprobación del Departamento de Salud.

Continúan desautorizadas las actividades con aglomeración de personas —como caravanas políticas—, al igual que la operación de chinchorros, barras y discotecas.

reportera