buque

SAN DIEGO — Los bomberos todavía combatían hoy un incendio en un buque de guerra de la Marina que lesionó por lo menos a 57 personas y cubrió de humo a San Diego.

El incendio comenzó la mañana de ayer a bordo del USS Bonhomme Richard, aparentemente en una bodega de vehículos, cuando el buque estaba atracado y le realizaban servicio de mantenimiento, según el contraalmirante Philip Sobeck.

Inicialmente, 17 marineros y cuatro civiles fueron reportados como heridos, pero para la mañana de hoy el número había aumentado a 57 y cinco seguían hospitalizados bajo observación, informó la Marina.

Los bomberos atacaron las llamas al interior del buque mientras buques cisterna dirigían chorros de agua marina y helicópteros dejaban caer agua.

“Los marineros en este litoral sin duda hacen un trabajo magnífico”, dijo Sobeck el domingo en conferencia de prensa.

Agregó que no había artillería a bordo y, aunque el buque contenía 3.7 millones de litros de combustible, ese combustible estaba “muy por debajo” de cualquier fuente de calor.

Unos 160 marineros y oficiales estaban a bordo cuando ocurrió la explosión en el buque de asalto anfibio de 840 pies de eslora, que ha estado atracado en la Base Naval de San Diego. Es mucho menos que el millar que suele estar a bordo cuando el buque está en servicio, dijo Mike Raney, vocero de la Fuerza Naval de Superficie, Flota del Pacífico.