NOTICIAS YA- El video de un trabajador de Costco expulsando a una pareja que se rehusó a portar tapabocas en la tienda se ha vuelto viral esta semana.

Ante la pandemia de coronavirus, es política de la compañía que todos los empleados y compradores porten tapabocas al interior de las sucursales.

A pesar de que se han registrado más de 1 millón y medio de contagios y arriba de 92 mil 600 muertes por coronavirus tan solo en Estados Unidos, todavía hay personas que se rehúsan a seguir los lineamientos establecidos por las autoridades competentes.

Uno de ellos es el hombre que filmó el mencionado video en una sucursal de Costco. Se desconoce en qué ciudad ocurrieron los hechos, pero la grabación fue subida por una cuenta de Twitter que parece indicar que fue en Las Vegas, Nevada.

El sujeto visiblemente molesto se dirigió a sus seguidores de redes sociales para denunciar que estaba siendo expulsado injustamente del establecimiento cuando intentaba pagar sus víveres.

El posible gerente, identificado por su gafete como “Tison”, explicó al sujeto que el uso de tapabocas era política de la empresa, lo cual no fue suficiente para calmarlo.

El iracundo comprador dijo que seguiría quebrantando la sencilla regla debido a que Estados Unidos es un “país libre” y porque no es una “oveja”, sugiriendo que aquellos que se protegen del virus están siendo manipulados.

El trabajador simplemente tomó el carrito de compras de la pareja y los “invitó” a salir del lugar.

Cabe resaltar que una gran parte de la población, en su mayoría simpatizantes de Donald Trump, se niegan a implementar las medidas de protección y hasta han protestado por ellas. El presidente se ha destacado por no usar tapabocas, a pesar de que forma parte del grupo más vulnerable por su edad y mala condición física.

Los verdaderos expertos recomiendan el uso de tapabocas como una de varias medidas para reducir la propagación del coronavirus y, por ende, el número de muertes.

TMZ informó que el sujeto regresó a redes sociales luego de su video inicial para seguir despotricando en contra del “sistema” y asegurando que el uso obligatorio de esta medida de protección realmente busca controlar a la población.