Minneapolis Police Death

Los manifestantes marcharon, bloquearon el tránsito y en algunos casos arremetieron violentamente contra la policía al desatarse protestas el viernes en docenas de ciudades estadounidenses tras el homicidio de George Floyd después de que un agente blanco presionó su rodilla sobre su cuello mientras lo detenía en Minnesota.

En Phoenix, Denver, Las Vegas, Los Ángeles y más allá, miles de manifestantes portaban letreros que rezaban: “Él dijo no puedo respirar. Justicia para George”. Coreaban “Sin justicia no hay paz" y “Digan su nombre, George Floyd”.

Después de horas de protestas pacíficas en el centro de Atlanta, algunos manifestantes se tornaron violentos repentinamente, golpeando patrullas de la policía, prendiéndole fuego a una, pintando con aerosol el logotipo de CNN en la sede de la cadena y metiéndose a la fuerza a un restaurante. La multitud le arrojó botellas a los agentes, coreando “Renuncien a sus empleos”.

Había gente en los tejados que observaba lo que ocurría, y algunos rieron al desatarse los enfrentamientos. Los inconformes ignoraron los llamados de la policía para que se dispersaran. Algunos manifestantes se trasladaron a la carretera interestatal que atraviesa la ciudad para intentar bloquearla.

La alcaldesa Keisha Lance Bottoms se dirigió apasionadamente a los manifestantes en una conferencia de prensa: “Esta no es una protesta. Esto no va de acuerdo con el espíritu con el que actuaba Martin Luther King Jr.”

“Ustedes están deshonrando a nuestra ciudad", les dijo a los inconformes. “Están deshonrando la vida de George Floyd y de todas las otras personas que han sido asesinadas en este país. Somos mejores que esto. Somos mejores que esto como ciudad. Somos mejores que esto como país. Váyanse a su casa, váyanse a su casa".

Bottoms estaba flanqueada por los raperos T.I. y Killer Mike, y por la hija de King, Bernice King.

Killer Mike lloraba al hablar.

“Tenemos que ser mejores que este momento. Tenemos que ser mejores que quemar nuestras propias casas. Porque si perdemos Atlanta, ¿qué tenemos?”, afirmó.