India

Personas sin distanciamiento en un mercado en India. >Channi Anand/AP

En momentos en que India se enfrenta a una devastadora nueva ola del covid-19, los desarrolladores de la primera vacuna autorizada en Estados Unidos plantearon que la pandemia continuará esparciéndose hasta tanto se alcance la inmunidad de rebaño a nivel mundial.

Durante la Cumbre de CEO’s de Wall Street Journal, el cofundador de la farmacéutica alemana BioNTech, Ugur Sahin, estimó que la pandemia podría extenderse hasta mediados de 2022 si no se aumenta la disponibilidad de vacunas en países con difícil acceso.

“Necesitamos asegurar tasas de vacunación realmente altas en todo el mundo. De lo contrario, nadie estará a salvo”, advirtió. BioNTech se unió a la farmacéutica estadunidense Pfizer para desarrollar la que se convertiría en la primera vacuna autorizada en Estados Unidos.

“A mediados de 2022, incluso las regiones con poblaciones de alta densidad como India, alcanzarán una alta tasa de vacunación e inmunidad colectiva”, resaltó.

India —que no hace mucho tiempo aseguró haber vencido la pandemia— ahora se enfrenta a su segunda ola. El promedio oficial de casos nuevos confirmados por día se ha disparado de más de 65,000 el 1 de abril a 370,000, y las muertes oficiales por día han pasado de más de 300 a más de 3,000.

Estados Unidos anunció recientemente que planifica enviar vacunas de AstraZeneca a India y otros países. Sin embargo, no hay fecha clara de cuándo iniciarán los envíos, en momentos en que siguen muriendo personas por la escasez de tanques de oxígeno y camas en los hospitales.

En tanto, Moderna informó que proporcionará 500 millones de dosis a la iniciativa Covax para llevar vacunas del coronavirus a personas necesitadas en países de bajos y medios ingresos para finales de 2022.

Las entregas no comenzarían hasta el último trimestre de este año, y la gran mayoría de dosis incluidas en el acuerdo —466 millones— están previstas para el año que viene. Otros 34 millones de vacunas se entregarían este año.