ROMA— Varios migrantes saltaron al mar el domingo desde un buque español de rescate en un intento fallido por alcanzar las costas de Italia, donde el ministro del Interior Matteo Salvini se ha negado a permitir el desembarco de sus 107 pasajeros.

“Avisamos hace días, la desesperación tiene límites”, dijo Óscar Camps, fundador de Open Arms, que publicó un video en el que se veía a cuatro migrantes con chalecos salvavidas color naranja nadando rumbo a la isla de Lampedusa. Tripulantes del buque del grupo de ayuda humanitaria nadaron rápidamente hacia ellos para traerlos de vuelta a bordo.

Al anochecer, Open Arms solicitó un permiso urgente para ingresar al puerto de Lampedusa de forma que los migrantes, que llevan 17 días a bordo, pudieran desembarcar finalmente. Indicó que su estado de salud físico y psicológico está “en riesgo”.

“Si sucediera lo peor, Europa y Salvini serán responsables”, afirmó el grupo en un tuit.

En su solicitud formal efectuada por el capitán del buque, Marc Reig Creus, Open Arms también ofreció una solución alterna: transferir a las 107 personas a otro barco “adecuado” que pudiera llegar rápidamente al puerto español de Algeciras, donde España autorizó el domingo que los migrantes desembarquen, dada la dramática situación de los pasajeros y la tripulación.

Open Arms les dijo a las autoridades italianas, incluyendo a fiscales, que los pasajeros del barco son presa de ataques de ansiedad y pánico.

La situación a bordo es “absolutamente insostenible”, dijo a la AP la portavoz del grupo, Laura Lanuza.

Salvini no ha autorizado que el barco atraque porque alega que los buques de rescate de organismos de ayuda humanitaria facilitan el contrabando de migrantes desde la base de los traficantes en Libia. Sin embargo, en situaciones similares previas los migrantes han desembarcado en Italia o en otras partes de Europa, a pesar de la posición de Salvini.

Open Arms dijo que no está dispuesto a mandar al barco a Algeciras en un viaje que tal vez podría llevarse una semana debido a la precaria situación de los refugiados.

“No aceptamos España debido a la situación de extrema emergencia que se vive en el barco. La situación es absolutamente insostenible. Hay crisis de ansiedad, hay conatos de violencia”, afirmó Lanuza.

Durante días, el barco Open Arms ha estado anclado frente a Lampeudsa, una isla turística y de pescadores ubicada entre Sicilia y el norte de África.

En un principio el buque tenía 147 migrantes a bordo al llegar a aguas italianas. En los últimos días, 40 de ellos fueron transferidos a Lampedusa en navíos de la Guardia Costera de Italia, incluidos algunos enfermos y 27 que se cree son menores de edad.

Horas antes, Salvini pidió al barco abandonar las aguas italianas e irse a España. El funcionario sostiene que el Open Arms está anclado frente a Lampedusa "sólo para provocarme a mí y a Italia".

(0) Comentarios

Welcome to the discussion.

Keep it Clean. Please avoid obscene, vulgar, lewd, racist or sexually-oriented language.
PLEASE TURN OFF YOUR CAPS LOCK.
Don't Threaten. Threats of harming another person will not be tolerated.
Be Truthful. Don't knowingly lie about anyone or anything.
Be Nice. No racism, sexism or any sort of -ism that is degrading to another person.
Be Proactive. Use the 'Report' link on each comment to let us know of abusive posts.
Share with Us. We'd love to hear eyewitness accounts, the history behind an article.