Nancy Pelosi visita El Salvador

La demócrata Nancy Pelosi, da una conferencia de prensa en la base de la fuerza aérea en la ciudad de Guatemala.

SAN SALVADOR — La presidenta de la Cámara de Representantes de Estados Unidos, la demócrata Nancy Pelosi, llegó el viernes a El Salvador para observar los esfuerzos que hace el país para detener la migración ilegal a través de programas de prevención de violencia, desarrollo económico y atracción de inversiones.

“Estamos aquí para escuchar a la gente de El Salvador y tomar algunas de las sugerencias, ya sean de las víctimas del desplazamiento o víctimas de alguna otra forma. Estamos para mostrar nuestra cooperación para avanzar y que las personas vivan y se queden aquí en su propio país contribuyendo a la grandeza de El Salvador”, dijo Pelosi en conferencia de prensa luego de una prolongada reunión privada con sacerdotes jesuitas de la Universidad Centroamericana José Simeón Cañas (UCA).

Pelosi encabeza una delegación bipartidista de la Cámara de Representantes que realiza una gira por Guatemala, El Salvador y Honduras, los países del llamado Triángulo Norte de Centroamérica, el origen de la mayoría de los migrantes y solicitantes de asilo que han intentado llegar a Estados Unidos este año escapando de la violencia y la pobreza en sus naciones.

La gira concluirá en McAllen, Texas, donde los congresistas visitarán un albergue para verificar las condiciones de detención de los migrantes centroamericanos y reunirse con líderes religiosos y comunitarios, así como con familias de solicitantes de asilo.

Pelosi dijo que durante su visita a Guatemala preguntaron cuáles eran los alcances y obligaciones del acuerdo de “tercer país seguro” suscrito con Estados Unidos y “realmente no hemos visto qué es”.

“Yo personalmente no estoy convencida de la efectividad del tercer país seguro, no considero que sea una solución”, agregó.

La presidenta de la Cámara de Representantes también se refirió a la separación de las familias en la frontera Sur de Estados Unidos y dijo que “la frontera no respeta la dignidad y el valor de las personas”.

Explicó que después de visitar los países del Triángulo Norte irán a McAllen para visitar los albergues “para asegurarnos que estamos respetando la dignidad y el valor de cada una de las personas y que estamos honrando nuestros propios valores como país”.

Por su parte, la congresista de California, Norma Torres, que nació en Guatemala, dijo que no está de acuerdo en que Guatemala se convierta en un tercer país seguro y “pienso lo mismo de El Salvador y para Honduras”.

El demócrata Jim McGovern, uno de los congresistas con mayor conocimiento de la problemática que vive El Salvador, recordó que Estados Unidos apoyo la guerra civil (1980-1992) con millones de dólares, pero se firmó la paz y la asistencia bajó dramáticamente. “Deberíamos de habernos quedado y ayudarle a este país a reconstruirse y no lo hicimos”.

“Ahora deportamos pandilleros de regreso a El Salvador y no hemos trabajado como buenos vecinos en todo estos años. Si hay personas con quienes Estados Unidos debe de tener compasión, es con los salvadoreños”, agregó.

Esta es la segunda visita de funcionarios de alto nivel que recibe El Salvador en menos de un mes. El 21 de julio el secretario de Estado estadounidense Mike Pompeo discutió con el presidente Nayib Bukele la migración irregular. Pompeo dijo que El Salvador puede ser un modelo en el tema migratorio.

Bukele ha reiterado a los funcionarios estadounidenses el compromiso de trabajar para eliminar la migración irregular y ha prometido trabajar conjuntamente “para arreglar nuestros problemas y los problemas comunes que tenemos Estados Unidos y nosotros como la lucha contra las pandillas”.

El mandatario salvadoreño sostiene que la migración irregular es un problema que tiene el país, que termina en la frontera sur de Estados Unidos, “entonces vamos a tener que resolver el problema juntos”.

A su vez reconoce que los salvadoreños siguen saliendo del país en busca del “sueño americano” porque “hemos tenido un Estado que se ha olvidado de su población, que los ha dejado en el abandono, en la pobreza, en la marginación, la exclusión de todo tipo, social, económica, política, educativa, de salud, de acceso a los servicios básicos”.

Por eso asegura que están trabajando para mejorar las condiciones de vida de los salvadoreños para que la migración sea una opción y no una obligación.

Se estima que más de 2.5 millones de salvadoreños viven en Estados Unidos, de los cuales 179,000 cuentan con un estatus de protección temporal conocido como TPS por sus siglas en inglés. El vencimiento del TPS está previsto para septiembre de 2019 y el gobierno salvadoreño hace esfuerzos para conseguir una nueva prórroga.

(3) Comentarios

Americano Eres

Cuando Clinton abrió la economía con China predijo mal de dónde vendrían mayores problemas con la pobreza. Esas libertades económicas las necesitaba Latinoamérica. Otra fuera la historia en continente occidental. Y el latino que vanga a decirle que PR debe ser independiente

Angel Ortiz

Buscando como chavar con Trump

Truth Nomore

[angry] Esa vieja deberian de meterle un cantazo en la cabeza para que deje de joder. Representa una ciudad llena de mierda, agujas, homeless sin hogar pero ella vive en una mansion de mas de $10millones, pero no hace nada para resolver la situacion.

Welcome to the discussion.

Keep it Clean. Please avoid obscene, vulgar, lewd, racist or sexually-oriented language.
PLEASE TURN OFF YOUR CAPS LOCK.
Don't Threaten. Threats of harming another person will not be tolerated.
Be Truthful. Don't knowingly lie about anyone or anything.
Be Nice. No racism, sexism or any sort of -ism that is degrading to another person.
Be Proactive. Use the 'Report' link on each comment to let us know of abusive posts.
Share with Us. We'd love to hear eyewitness accounts, the history behind an article.