El papa Francisco pidió una oración por las víctimas del huracán Dorian, diciendo que sufren por la pérdida de sus hogares y sus seres queridos.

Francisco hizo el llamado durante declaraciones breves a los periodistas mientras viajaba el miércoles a bordo del avión papal rumbo a Mozambique para iniciar una visita de una semana a tres países del sur de África.

El pontífice exhortó a orar por todos aquellos en Bahamas que padecieron la tormenta más poderosa en su historia, con vientos de 185 millas por hora y lluvias torrenciales que inundaron casas, hospitales y aeropuertos, además de dejar muchas calles intransitables.