Ángel Manuel Soto

Su ópera prima fue La Granja. >Suministrada

La nueva película del cineasta puertorriqueño Ángel Manuel Soto, Charm City Kings, disponible en HBO Max, contó con el respaldo de Will Smith y su esposa Jada Pinkett Smith como productores ejecutivos.

En esta ocasión, el también escritor oriundo de Santurce, se enfocó en su faceta como director, llevando a pantalla el guion de Sherman Payne, basado en el documental 12 O’Clock Boys por Lofthy Nathan, de 2013.

“Me encanta escribir y si me nace, voy a escribir y dirijo lo que escribo”, explicó el cineasta boricua en entrevista virtual con EL VOCERO.

Ese fue el caso de su ópera prima, La Granja. Sin embargo, Charm City Kings lo sumergió en una nueva experiencia cinematográfica.

“Poder dirigir el material de otra persona y llevarlo a un nivel donde la apreciación y la recepción ha sido positiva, y que el escritor y los productores estén de acuerdo y orgullosos del proyecto, pues es otro sabor que nunca había tenido, y me gustó”, admitió.

La cinta debutó a principios de año en el Festival de Cine de Sundance y también formó parte del Festival de Cine Latino de Nueva York.

Charm City Kings, protagonizado por Jahi Di’Allo Winston, Meek Mill y Will Catlett, se centra en un afroamericano de 14 años, que desea unirse al grupo de motociclistas Midnight Clique. Es una mirada además al estilo de vida de los marginados, la pobreza, la criminalidad y la cultura en las calles de Baltimore.

Al mismo tiempo, explora el talento, pasión y esperanza de la juventud. Para el realizador, estos aspectos guardan gran similitud con su crianza en Puerto Rico.

“Con lo que más me sentí conectado de la historia fue el hecho de que en el personaje principal de Mouse, me pude ver a mi, pude ver a mis vecinos y pude ver a todos mis panas en ese mismo momento. Y pude ver en Baltimore también, donde está situada la trama de la película, lo mucho que se parece al residencial Bairoa en Caguas, a las calles de Santurce. Es la misma energía, las mismas cosas que uno habla en la calle con los panas, el mismo lleva y trae, las mismas tentaciones y los mismos deseos. Esa inocencia y esa encrucijada que uno tiene como chamaquito, es bien similar”, ilustró.

Por otro lado, el director puertorriqueño agradeció el respaldo del equipo, así como de Smith, dos veces nominado al Oscar.

“Tuve la dicha de que los productores, el director de fotografía, el diseñador, incluyendo a Sony y hasta Will Smith, todo el mundo confiaba en que la película estaría en mis manos”, reconoció.