Francis Schwartz

El compositor estrenará su nueva pieza hoy, en Florencia, Italia. >Carlos Rivera Giusti/EL VOCERO

Desde el estreno de Auschwitz 1968, del compositor texanoboricua Francis Schwartz, se puede escribir un antes y después de la historia contemporánea de la música puertorriqueña. Este estreno marcó el nacimiento de su música convulsionada, cuya fama persiste al día de hoy.

La obra representaba el terror de los campos de concentración en la Segunda Guerra Mundial con gráficas en un telón de sus habitantes judíos. Con las puertas cerradas, de repente, comenzó a emerger fuego de carne y cabellos quemados, mientras los sonidos electroacústicos perturbadores abrazaban la audición de los espectadores. A los ocho minutos, muchos se levantaron para huir de aquel pandemónium inusitado.

“Fue un escándalo. No se le permitió salir a nadie. La idea era crear como una cámara de gas. Al día siguiente, Don Cholito en su programa televisivo dijo que un loco en el Ateneo Puertorriqueño, un tal Francis ‘Chuá’, secuestró al público y llenó el teatro de humo. Si mi arte puede llegar a nivel de programas populares, voy por buen camino, pensé entonces. Recuerdo que Nilita Vientós Gastón, presidenta del Ateneo, estuvo presente y me dijo: ¿Con qué derecho tú me vas a encerrar ahí con todo ese humo? Yo le decía que eso era una cosa creativa; y me contestó que yo le estaba violando sus derechos. Nos reímos sobre eso en años siguientes. Después he seguido con todo tipo de provocación”, declaró Schwartz, quien dijo presente en el VI Festival de Vanguardia Musical Caribeño del Conservatorio de Música de Puerto Rico.

Este método de integración de diversos medios en una misma propuesta artística se le conoció como poliarte, según el crítico Richard Kostelanetz para explicar la música conceptual de Schwartz.

Invitación a reflexionar

Por su parte, el artista matiza que a través de su medio siglo de quehacer musical, sus obras generalmente poseen un carácter épico, con una provocación continua.

"Este tipo de arte lo dirijo tanto los ricos, el proletariado y la clase media. No quiero que nadie escuche una obra mía y esté ahí aburrido. Yo quiero que haya realmente una confrontación entre mi obra y el público presente. Las obras aluden, en cierto grado, a la tradición que se dedica a la búsqueda de nuevos medios. Es atrevida y causa un estímulo hacia diferentes contextos históricos”, agregó en entrevista con EL VOCERO.

Es mucha la obra de Schwartz. En este encuentro presentó a Calígula, basada en los nombres de lugares de masacres como Ponce, Santiago de Chile, Mylai. En Caracas representó Bolívar, un texto muy duro donde El Libertador dice que un pueblo ignorante es responsable de su propia miseria. Llama a la gente de concienciarse, continuar, mejorar su vida y acabar con los abusos de la justicia. Están Daimon 2: El velorio, su visión sobre la pintura de Francisco Oller; y Aires granadinos para piano y sonidos electrónicos, inspirada en Granada y La Alhambra, estrenada internacionalmente en el Centro Cultural Reina Sofía de Madrid.

“La obra La gloria acéfala de Andrea Chenier, es para pianista-actor solo. Hay un texto hablado que yo creé porque sé que hay mucha censura en el mundo. Y en esta obra hablo de los artistas que tratan de decir la verdad, los creadores que pregonan la paz en la tierra que tratan de promover la armonía entre los pueblos y estas personas son generalmente los decapitados o destruidos porque hay muchos intereses. Sentí necesidad de hacer ese tema y un juego. Pongo al público a hacer un gesto que es el de guillotinar”, explicó.

“Pongo a todos a corear, a liberarnos de algunos males sociales, y digo: ‘¡el racismo!’, y todos hacen el gesto de la guillotina; ‘la pobreza, la violencia doméstica’, rápido, rápido; y de momento digo, ‘¡y los pueblos!’, y casi todo el mundo cae en la trampa y hacen el gesto de guillotinar. Se dan cuenta y les digo que les he manipulado. ‘Créanme no soy el único’. Y es la manera de provocar. Ustedes son personas manipuladas por las instituciones, por la sociedad. Piensen’”, señaló el artista.

Desde que tenía diez años ya a Francis le gustaba jugar con el piano y entonces le ponía perfume de su mamá a las partituras que tocaba.

“Estoy haciendo una obra que será estrenada en Florencia, Italia, el 9 de junio (hoy). No le he dado título. Se trata de una pieza en la cual yo como civil y como hombre no religioso, voy a casar a un joven matrimonio. Ellos pidieron que fuera una forma de sacerdote o ministro o rabino que voy a dar la bendición; y me van a permitir utilizar un helicóptero. Tiene lugar en un castillo y van a llegar con cables y es desde abajo que comienzo a dirigir mi obra contra todas esas perspectivas”, adelantó.

Locations

(0) Comentarios

Welcome to the discussion.

Keep it Clean. Please avoid obscene, vulgar, lewd, racist or sexually-oriented language.
PLEASE TURN OFF YOUR CAPS LOCK.
Don't Threaten. Threats of harming another person will not be tolerated.
Be Truthful. Don't knowingly lie about anyone or anything.
Be Nice. No racism, sexism or any sort of -ism that is degrading to another person.
Be Proactive. Use the 'Report' link on each comment to let us know of abusive posts.
Share with Us. We'd love to hear eyewitness accounts, the history behind an article.