Odilio Gonzalez

Odilio González se presenta el domingo, en la Hacienda Sabanera de Cidra. >Suministrada

Después de un lleno total recientemente, en la Sala Pablo Casals del Centro de Bellas Artes de Santurce, Odilio González, conocido popularmente como el Jibarito de Lares, presentará el espectáculo autobiográfico, 65 años de historia musical, este domingo, en la Hacienda Sabanera, en Cidra.

Y si de historia musical se trata, González tiene mucho qué contar, ya que desde niño improvisaba décimas, luego pasó por el programa radial Tribuna del Arte, de ahí dio el salto a los Teatros Puerto Rico y Jefferson del Bajo Manhattan, en Nueva York; hasta que se catapultó en capitales de la República Dominicana, Ecuador, Colombia, México y Venezuela.

“En Tribuna del Arte con Rafael Quiñones Vidal, me decían el Niño prodigio de Lares, cuando daban ‘la pesetita voladora’. Eso decía don Rafa a aquel que no cualificaba y le daban una pesetita voladora para que cogiera el carro público. Yo nunca me gané la pesetita porque lo mío fue rapidito al obtener primer premio. El que no pasó por ahí, no puede decir que era un artista. Por allí desfilaron desde Felipe Rodríguez hasta lo más grande”, recordó el cantante en entrevista con EL VOCERO sobre el comienzo de su carrera artística, que rebasa las seis décadas.

Llegó en 1956 al Teatro Puerto Rico, cuna del arte latino en Nueva York, junto a Davilita, Myrta Silva, Los Hispanos, Felipe Rodríguez y las estrellas del cine mexicano Libertad Lamarque, Luis Aguilar y Pedro Vargas. Lo más que le impresionó —destaca— fueron las largas filas que se formaban a pesar de la nieve. Hacían tres funciones diarias, pero como tanta gente se quedaba afuera, las llevaban a cinco tandas diarias.

“Hacíamos tres en un teatro y dos en el otro. Nos comíamos un sandwichito, cogíamos una guagua y arrancábamos para el otro, que era el Jefferson. Ya no queda ninguno como teatro”, puntualizó.

Una anécdota de la cual ahora se ríe en ese ida y vuelta hacia la Gran Manzana, se remonta a la época de notoriedad del prófugo Francisco Antonio García López (1943-1995), mejor conocido como Toño Bicicleta. Aunque ambos eran de Lares y tenían gran parecido físico, nunca le conoció.

“Me llegaron a parar par de veces en el aeropuerto. Lo que sí sé es que era un fanático mío. Cuando lo arrestaron una vez, tenía los casettes míos y le dijo a la policía que no me tocaran. Yo leí varios de esos informes que se hicieron; pero Toño se le escapaba a la policía y nadie tenía idea de cómo lo hacía. Como yo era el Jibarito de Lares, tenía a mi doble. No era fácil. Tenía un Cadillac grande y si iba por esa área de Mayagüez, la policía me seguía por atrás y al otro al lado para chequearme la tablilla. Después se reían cuando verificaban que el carro estaba a nombre mío”, apostilló.

Su vigencia la atribuye a la disciplina, la responsabilidad y la humildad, sobre todo, ya que asegura, nunca ha tratado de “caminar por el aire”.

“Tengo la voz súper bien y para hacer el ridículo, no lo voy a hacer. La música evoluciona, lo acepto, lo que no veo bien son los mensajes últimamente. ¿Cómo tú le vas a decir perra a una mujer? No, no. Hay tantas cosas bonitas que se pueden decir, y a lo que se le quiere, no se le grita. Vamos a hablar con cariño. Yo no tengo nada que no sea un mensaje positivo”, pronunció la voz de Mercedita, La mano de Dios, Celos sin motivo, El arbolito y Entre espuma, por mencionar algunos.

Locations

(1) Comentarios

Marcelino Pan y Vino

Grande Odilio.

Welcome to the discussion.

Keep it Clean. Please avoid obscene, vulgar, lewd, racist or sexually-oriented language.
PLEASE TURN OFF YOUR CAPS LOCK.
Don't Threaten. Threats of harming another person will not be tolerated.
Be Truthful. Don't knowingly lie about anyone or anything.
Be Nice. No racism, sexism or any sort of -ism that is degrading to another person.
Be Proactive. Use the 'Report' link on each comment to let us know of abusive posts.
Share with Us. We'd love to hear eyewitness accounts, the history behind an article.