horizontal background woman in isolation at home for virus outbreak or hypochondria

El grupo de expertos designado por la gobernadora Wanda Vázquez para manejar la pandemia del Covid-19 en Puerto Rico reconoció que ya hay contagios comunitarios en la Isla, es decir personas que se contagiaron aquí y no en un viaje o por haber estado en cercanía con un viajero.

Con este cuadro, el grupo ya recomendó a la gobernadora extender por dos semanas adicionales la cuarentena que comenzó el 15 de marzo.

William Méndez, director del Departamento de Cirugía del Recinto de Ciencias Médicas de la Universidad de Puerto Rico, dijo a EL VOCERO que ya pueden identificar que ha habido contagio comunitario en la Isla.

“Si vamos a usar la definición de contagio comunitario, que es una persona que se haya contagiado sin que se sepa de dónde fue que surgió su contagio, o que haya sido de alguien que se había contagiado localmente y esta persona a su vez tuvo contacto con otra persona de la comunidad, eso sí es un contagio comunitario”, explicó.

“Yo te digo que sí, ya hay contagio comunitario”, afirmó Méndez.

Cuando se le preguntó si podía precisar cuántos de los 51 casos positivos registrados hasta ayer en la tarde podían considerarse en la categoría de contagio comunitario, el especialista indicó que aún no pueden establecer eso.

“Eso no cambia en nada las medidas. Eso era esperado y lo que siempre supimos que iba a ocurrir y lo que los epidemiólogos han dicho, porque el viajero contagia a alguien, pero esa persona que contagió, si contagia a otra persona, eso se considera un contagio comunitario y sí, ya estamos a nivel de contagio comunitario, definitivamente” expresó.

Afirmó que el grupo de expertos ya recomendó a la gobernadora extender por dos semanas el toque de queda, pero no hicieron recomendaciones sobre el horario que debe durar el toque de queda, el cual está ahora mismo impuesto desde las 9:00 p.m. hasta las 5:00 a.m.

“El ‘task force’ está estudiando la data que tenemos y entiendo que vamos a recomendar una extensión del toque de queda”, manifestó ayer. “Entiendo que ese toque de queda deberíamos estar anticipando que se va a extender dos semanas más”, detalló.

Méndez no precisó si recomendarán limitar actividades, como por ejemplo restringir las compras en los supermercados, pero dejó saber que le preocupan las aglomeraciones de consumidores en las afueras de los supermercados.

Desde ayer —a través de diferentes plataformas sociales y de comunicación— surgieron voces de sectores comerciales y de la comunidad en general, para que al menos los domingo haya cierre total de establecimientos comerciales. Esto, no solo para ampliar las gestiones contra la propagación del coronavirus, también para que haya tiempo de descanso de los empleados de supermercados y farmacias, entre otros.

“Yo he visto que los supermercados están haciendo un trabajo de proteger, pero el problema es afuera, donde ocurren conglomeraciones, y yo pienso que se debe recomendar algún mecanismo para evitar eso”, señaló Méndez. “De nada sirve que no te dejen estar en un ‘pub’ a la una de la madrugada, pero puedas estar en el estacionamiento de un supermercado”, puntualizó.

Hasta ayer en la tarde se habían reportado 51 casos positivos a Covid-19 en la Isla y se habían registrado dos muertes a causa del virus.

Realizan prueba a menor fallecido

El secretario de Asuntos Públicos de La Fortaleza, Osvaldo Soto, informó en comunicado de prensa que se le realizó la prueba de Covid-19 a otras tres personas fallecidas, incluyendo un menor de tres años y nueve meses de edad.

Ya el Negociado de Ciencias Forenses había realizado la prueba a dos cadáveres, las cuales resultaron negativas. El martes tomaron muestras a dos mujeres, una de 72 años fallecida en el Hospital Cardiovascular con dificultad respiratoria, y otra de 84 años que falleció en su hogar.

En el caso del menor de tres años y nueve meses, se informó que tenía “condiciones genéticas, pulmonías recurrentes, dificultad respiratoria”. El menor murió en su casa y los resultados de la prueba no han llegado.

Alerta ante las estafas

El gobierno le sigue la pista a un esquema de estafa mediante el cual ofrecen la prueba para detectar el Covid-19 y vacunas contra este virus, a cambio de información personal de los beneficiarios de Medicare y Medicaid, incluyendo su número de plan de salud. Esta información, se informó, luego se utiliza para facturar por servicios no rendidos por Medicare y Medicaid.

Los que hayan recibido llamadas ofreciendo este tipo de pruebas y vacunas —las cuales todavía ni existen— deben comunicarse al correo electrónico PRMFCU@justicia.pr.gov o llamar a la línea de llamadas del National Center for Disaster Fraud Hotline al 1(866)720-5721 o escribir a disaster@leo.gov.