Vacunación Covid

La Guardia Nacional de Puerto Rico (GNPR) se propone comenzar la vacunación contra el Covid-19 de maestros y personal no docente del Departamento de Educación (DE) y de instituciones privadas en poco más de una semana, y recibirá la asistencia de algunos municipios para cubrir las siete regiones educativas.

El ayudante general de la GNPR, José Juan Reyes, se reunió ayer con miembros de la Federación de Alcaldes (novoprogresistas), con el designado secretario del Departamento de Salud, Carlos Mellado y la designada secretaria del DE, Elba Aponte, para definir la estrategia de vacunación para el personal docente y no docente del sistema público, el sistema privado y las universidades. Se espera que hoy se reúna, además, con miembros de la Asociación de Alcaldes (populares) y mantuvo la meta de que para marzo haya un plan más específico sobre cuándo comenzar las clases presenciales en la Isla.

La administración del gobernador Pedro Pierluisi adelantará la fase de vacunación para el personal educativo en la fase 1b, que también agrupa al personal de primera respuesta. Para la inoculación, se proponen crear centros separados que atiendan a ambos grupos de modo que el proceso se agilice.

“Haremos una transición desde la fase 1a hasta la fase 1b. En la 1b tienes unas 400,000 personas mayores de 65 años de edad. Ya hay una iniciativa de Salud, que tiene registradas a farmacias de la comunidad, Walgreens y CVS para eso. Dentro de esa fase 1b tienes también a 200,000 personas que son primeros respondedores. Así que tenemos que abrir esa fase, pero además tendremos una iniciativa con el DE, que tiene 900 enfermeras que pueden servir para vacunar”, afirmó Reyes.

“Hemos pedido a los alcaldes identificar centros de vacunación en cada una de las siete regiones del DE. Estamos hablando de cerca de 42,000 empleados del DE, más los ‘Head Start’, los colegios privados y las universidades. Así que estamos hablando de una población grande que será una iniciativa separada a los otros centros regionales de vacunación”, agregó Reyes.

Aclaró, sin embargo, que la vacunación del personal de educación será en la misma etapa de los primeros respondedores, pero no el mismo centro de vacunación. La GNPR abrió ayer tres nuevos centros de vacunación en Bayamón, Ponce y Mayagüez, para un total de cinco centros regionales, si se suma el de San Juan y el de Caguas.

Mellado, por su parte, aclaró que la fecha de marzo es una meta, pero que no necesariamente comenzarían las clases ese mes.

“La fecha de marzo no significa que el 1ro de marzo vamos a abrir. Para que se abran las escuelas tienen que haber diferentes condiciones. Una es que los empleados no docentes y docentes del sistema público, las universidades y el sistema privado estén vacunados. También que el porcentaje de contagio sea apropiado para establecer una apertura y también tenemos que vigilar la nueva cepa del virus. Todas estas cosas hay que verlas en un contexto. Lo que nosotros nos propusimos es una meta porque si no estaremos hablando de abrir las escuelas un año entero”, señaló.

Habló también de establecer grupos, horarios cortos y un sistema alterno entre educación virtual y presencial. Todas esas posibilidades, se indicó, se discutirán junto al gobernador al momento de tomar una decisión. “Lo importante aquí es que se está estableciendo un balance porque los niños ahora mismo tienen unos problemas porque no se están relacionando con sus compañeros y tenemos que como país tener un objetivo puntual. El hecho de que se haya dicho marzo no es que es a inicios de marzo”, afirmó Mellado.Disponibilidad de vacunas

Otros asuntos discutidos en la reunión son la necesidad de aumentar la capacidad de pruebas de Covid-19 en los municipios y la preocupación de que haya vacunas suficientes para agilizar el proceso. Sobre las dosis, Mellado indicó que el gobierno no tiene control sobre las 30,000 a 40,000 vacunas que recibe a la semana y que eso depende de la producción de las empresas Pfizer y Moderna. No obstante, los funcionarios se mostraron esperanzados en que el proceso acelere una vez la Administración de Alimentos y Medicamentos (FDA, por sus siglas en inglés) apruebe la vacuna de Johnson & Johnson, la cual requiere una sola dosis.

En la reunión de ayer con la Federación de Alcaldes no se llegó a una conclusión sobre dónde se establecerán los centros de vacunación para el personal educativo con el apoyo de los municipios, pero sí se habló de los fondos federales que recibirán este año para mantener los sistemas de rastreo municipal, informó Ángel Pérez, presidente de la entidad.

“El personal del DE, cabe la posibilidad de que sea en alguna escuela o alguna facilidad municipal (donde los vacunen). Lo que quedamos con la secretaria de Educación es que ella va a establecer esas siete regiones, qué es lo que desean poder abrir y dónde es más factible que se puedan abrir. Entonces se van a comunicar con los alcaldes —ya sean asociados o federados— para poder brindar esa asistencia”, expresó.

Detalló que hubo alcaldes federados que mostraron preocupación en cuanto a la disposición de las vacunas y la necesidad de crear más centros de vacunación en los municipios.

Periodista destacada en la Legislatura de Puerto Rico.