Brigadas

La Unidad 5 de Costa Sur saldría por mantenimiento programado desde mediados de febrero hasta principios de junio. >Archivo / EL VOCERO

Algunas comunidades de los municipios del sur y el oeste de Puerto Rico no tendrán luz hasta principios de la próxima semana, informó la compañía LUMA Energy, quien es responsable de la transmisión y distribución del sistema eléctrico.

Los últimos estimados de LUMA para restablecer el servicio al 90% de los clientes reflejan que en las regiones de Ponce y Mayagüez los trabajos tardarán hasta el 4 de octubre y el 6 de octubre.

Ambas regiones operacionales de la compañía privatizadora comprenden 29 municipios.

Estos son:Maunabo, Patillas, Arroyo, Guayama, Salinas, Coamo, Santa Isabel, Villalba, Juana Díaz, Ponce, Peñuelas, Guayanilla, Yauco, Guánica, Lajas, Sabana Grande, San Germán, Cabo Rojos, Hormigueros, Maricao, Mayagüez, Las Marías, Lares, San Sebastián, Añasco, Aguada, Rincón, Moca y Aguadilla.

"LUMA ha restablecido el servicio de más del 90% de los clientes en las regiones de servicio de Bayamón y San Juan, y está por cumplir con los estimados regionales adicionales para el restablecimiento en las otras cuatro regiones de servicio. Estos estimados más detallados muestran quelas regiones del oeste y el sur de Puerto Rico tardarán más en restablecerse, dada la gravedad de los impactos del huracán Fiona", manifestó la compañía en un comunicado de prensa esta tarde.

Estos estimados son distintos a los ofrecidos por los ejecutivos de la compañía el pasado domingo, cuando se indicó que para el viernes el 90% de los clientes tendrían el servicio restaurado. "Los tiempos de restablecimiento continúan dependiendo, en gran medida, de los estimados globales", agregó la empresa en su comunicación.

Ayer miércoles a las 4:00 p.m., LUMA reclamó haberle devuelto el servicio a 1.5 millones de clientes. La empresa espera que que en las regiones de Arecibo y Caguas se restablezca el 90% del servicio entre el viernes y el sábado.

Mientras que en las regiones de Bayamón y de San Juan, la compañía entiende que cumplió con el restablecimiento del servicio al 90% de los clientes.

"Restablecer el servicio en un día determinado puede depender de una serie de factores, como las evaluaciones de daños continuas y reparaciones que se están haciendo por el momento, la generación adecuada que incluye reservas de energía para proteger y balancear el sistema y el acceso a las instalaciones cruciales más impactadas por el huracán", señalaron.

Según LUMA, el huracán Fiona impactó "partes claves" de la red eléctrica e instalaciones de generación a través de toda la Isla, pero específicamente en las regiones de Ponce y Mayagüez. Alegaron que entre ambas regiones tienen 676 trabajadores atendiendo las averías.

Difícil alcanzar el 100%

En un aparte con periodistas desde Peñuelas, el gobernador Pedro Pierluisi reconoció hoy que no es realista esperar que el 100% de los clientes de LUMA tengan servicio de energía en los próximos días.

"Lo importante es que todo se atienda y ese es el llamado 100%. A eso, mi expectativa es que espero que se llegue en cuestión de días y no semanas, pero no sería realista decir que el viernes estaremos en 100%. Nunca hemos tenido esa expectativa", expresó el mandatario.

Dijo que LUMA "está picando" en alcanzar el 90% de los clientes con el servicio restaurado.

"Le he estado poniendo metas agresivas a propósito porque cuanto antes mejor, pero cuando comparamos los huracanes en los últimos 30 años, vemos que en este ha sido más rápido. Como quiera, reconozco que todo el que no tiene servicios de electricidad estoy seguro que está molesto", aseveró el líder político.

¿Se resolverá el problema del diésel?

De otro lado, Pierluisi atribuyó el problema de abastos de diésel a la falta de servicio de energía.

"Cada vez más se está resolviendo la situación. Como resultado del aumento en el servicio eléctrico. Recuerden que la gente usa diésel en la medida que tiene que recurrir a generadores. Pero si tienes el servicio eléctrico no vas a estar con no vas a estar consumiendo tanto diésel", indicó.

Esta tarde el presidente de Estados Unidos, Joe Biden, concedió una exención temporera a la Ley Jones para permitir la entrada de combustible a Puerto Rico tras el paso del huracán Fiona.

El martes había dos peticiones para la entrada de barcos con bandera extranjera que esperaban por la exención para entrar combustibles a la Isla. Estos son de las compañías British Petroleum (BP) y TotalEnergies.

La embarcación de BP contiene 307,000 barriles de diésel.

Recibe más información sobre esta y otras noticias. Pulsa aquí si eres usuario de Android o de iPhone.

Gerente de Asignaciones