Ruta Cdbg-dr
La Ruta Cdbg-dr comenzó ayer en San Juan. >Josian E. Bruno Gómez / EL VOCERO

Gran parte de los fondos federales asignados al Departamento de la Vivienda para asistencia a la comunidad tras el huracán María todavía no se han desembolsado, por lo que la agencia inició una serie de giras a través de la Isla para orientar a la ciudadanía sobre los programas y las ayudas disponibles.

Tras el paso del fenómeno atmosférico en septiembre de 2017, el gobierno federal asignó alrededor de $20,000 millones como parte del Programa de Subvención en Bloque para el Desarrollo Comunitario (CDBG), de los cuales $1,900 millones son para la infraestructura energética y $8,200 millones para Recuperación de Desastres (DR).

De acuerdo con el secretario de la Vivienda, William Rodríguez, “no habíamos tenido acceso a esos fondos hasta este año. Tuvimos acceso a $1,500 millones. No quiero adjudicar mal manejo, sino a una actitud diferente de parte del gobierno federal hacia Puerto Rico”.

El funcionario hacía referencia a las restricciones adicionales para el acceso de fondos impuestas por el gobierno del entonces presidente republicano Donald J. Trump. En enero, con la llegada del demócrata Joe Biden a la presidencia de los Estados Unidos, las limitaciones fueron suavizadas y equiparadas a aquellas que tienen los 50 estados.

El secretario de la Vivienda explicó que esos $8,200 millones “son entre 20 programas, pero no todos se van a ver como asistencia directa. Algunos son infraestructura, revitalización, pareo de fondos de FEMA (Agencia Federal para el Manejo de Emergencias), entre otros”.

En detalle, de los $8,200 millones se han obligado —o comprometido, pero no entregado— $3,200 millones y se han desembolsado unos $400 millones. Vivienda tiene hasta 2026 para gastar el dinero. De lo contrario tendría que devolverlo al gobierno federal.

“Son fondos para el pueblo puertorriqueño, para que ustedes se beneficien y echen hacia adelante. Hay muchos fondos disponibles”, declaró, por su parte, la licenciada Maretzie Díaz, subsecretaria del programa Cdbg-dr en Vivienda.

Ambos participaron de la inauguración de la Ruta Cdbg-dr en el Hotel Sheraton del Centro de Convenciones, en San Juan. Posteriormente, visitarán Fajardo, Manatí, Aibonito y otros municipios alrededor de la Isla para orientar a individuos, familias y empresarios sobre los programas a los que pueden solicitar.

Uno de los programas, de Asistencia Directa al Comprador (HBA, por sus siglas en inglés), ofrece hasta $35,000 en incentivos para la compra del primer hogar de una persona.

De igual forma, el Programa de Financiamiento de Pequeñas Empresas ofrece subvenciones de hasta $50,000 para pequeñas empresas que tuvieron pérdidas a causa de los huracanes Irma y María, según el presidente del Banco de Desarrollo Económico (BDE), Luis Alemañy.

“Ya $40 millones (en subvenciones) se han cerrado, todavía quedan como $65 millones por cerrar. Es un fondo dirigido a los empresarios de Puerto Rico que tuvieron pérdidas durante el huracán María y otorga hasta $50,000. No es un dinero que tienen que devolver. Si no se usan, hay que devolverlos (al gobierno federal) y no queremos eso”, exclamó Alemañy.

Otros programas que forman parte de la Ruta Cdbg-dr son el de asistencia en pago de renta para personas de la tercera edad; asesoría para mejorar el crédito; limpieza de títulos de propiedad y orientación sobre el estado de solicitudes en el Programa de Reparación, Reconstrucción o Relocalización (R3).

El titular de la Vivienda recordó que el programa R3 ya no recibe solicitudes, pero mantiene 20,000 casos activos en diferentes etapas y no se descarta su reapertura o la creación de un modelo similar. Mediante este programa, Vivienda les paga a las compañías contratistas que realicen las labores de reparación o reconstrucción en los hogares que quedaron inhabitables tras el huracán María.