LUMA

Una brigada de LUMA Energy lleva a cabo trabajos de mantenimiento en la torre de una línea de transmisión. >Carlos Rivera Giusti/EL VOCERO

Los problemas con el servicio de energía eléctrica no terminan y aunque en cada municipio se manifiestan de forma diferente, los alcaldes coinciden en que se tiene que hacer más y pronto y algunos no descartan llegar hasta los tribunales para obligar a la empresa LUMA Energy —encargada del servicio al cliente y de la transmisión y distribución de energía— a que cumpla con su responsabilidad contractual.

No obstante, representantes de las dos asociaciones que representan a los ejecutivos municipales no consideran que el tribunal sea la vía, pero también pidieron que se aceleren los trabajos de LUMA.

Julio Roldán Concepción, alcalde popular de Aguadilla, expresó que todos los días algún sector de su municipio se queda sin electricidad y que no tiene ningún teléfono para llamar y averiguar qué está sucediendo o cuánto tiempo tardarán en solucionar el problema.

Aseguró que el gobierno central se ha hecho de la vista larga y no fiscaliza el servicio de LUMA.

“Todos nos estamos perjudicando con estos recortes y con el pésimo servicio de LUMA… los postes no los arreglan, cuando hay un cliente nuevo que solicita el servicio se tardan días en que le vayan a poner un contador, el desganche lo están haciendo en un horario en que se afecta el comercio. Son muchas situaciones que no ocurrían cuando la Autoridad de Energía Eléctrica (AEE) tenía el control”, detalló el alcalde aguadillano en declaraciones a EL VOCERO.

Roldán Concepción fue uno de los alcaldes que creó su propia brigada para que hiciera algunas labores en la restauración del servicio de energía, pero el costo de $9,000 mensuales era muy alto y no pudo continuar subvencionándolo, por lo que ahora se mantiene como un contrato abierto que solo se activa en caso de emergencia mayor.

Su homólogo en Isabela, Miguel “Ricky” Méndez, sostuvo que la situación va de “mal en peor” con LUMA y que en vez de adelantar y mejorar lo que han hecho es ir para atrás. Indicó que cada vez que llueve se va la luz en el municipio y aseguró que ya han llegado a un estado “crítico”, particularmente en hogares de cuido de personas mayores que necesitan de la electricidad para los tratamientos médicos.

“Seguimos esperando que ellos resuelvan. Uno le da tiempo para que hagan ajustes y no pasa. Va a llegar un momento en el que habrá que tomar decisiones más fuertes para exigir la atención que el pueblo se merece cuando se va la luz. Por eso yo no descarto acciones futuras en los tribunales y demás, porque tenemos que exigir más”, expresó a EL VOCERO el ejecutivo municipal por el Partido Popular Democrático (PPD).

Para el alcalde novoprogresista de Humacao, Reinaldo Vargas, urge comenzar con la poda de árboles. Según su recuento, ese mantenimiento se dejó de dar al menos dos meses antes de la transición de la AEE a LUMA, cuando empezaron a movilizar empleados a otras agencias. Luego, en medio del cambio de mando y con la falta de personal, el problema sigue sin resolverse.

“A ellos (LUMA) todavía les hacen falta celadores de línea, pero tienen que urgentemente empezar con el desganche… llevan seis o siete meses sin hacer ese desganche y si se fija ya los árboles se están metiendo en las líneas primarias. Lo veo en toda mi región, por eso es urgente que comiencen”, dijo.

Vargas, sin embargo, aseguró que la comunicación con LUMA ha mejorado y que incluso se reunió recientemente con una directora regional, lo que le da esperanzas. Hizo claro que la apertura de la empresa no quiere decir que “si no aceleran el paso” con la reparación del alumbrado público no irá a los tribunales a exigirlo.

Aludió a que el fallecido alcalde de Caguas, William Miranda Marín, en una ocasión planteó la vía legal cuando la AEE estaba a cargo de la transmisión y distribución, por lo que entiende que puede ser una alternativa.

“El alumbrado público no lo están tocando y es un problema de seguridad. Ahí sí te digo que si no lo trabajaran yo estaría dispuesto a llevarlos al tribunal”, enfatizó el alcalde humacaeño.

Por su parte, el alcalde novoprogresista de San Sebastián, Javier Jiménez, el primero en darle forma a una brigada municipal para atender la falta de energía en su pueblo —la Pepino Power— informó que luego de reunirse con el presidente de LUMA, Wayne Stensby, la situación ha mejorado, aunque siguen ocurriendo los apagones.

“Todavía hay que hacer ajustes. Si se va la luz a las 8:00 de la mañana no puedes esperar al otro día para solucionarlo. Tienes que tener brigadas ‘on call’ de madrugada. Ya han comenzado a trabajar después de las 5:00 de la tarde —que al principio no lo hacían— y los fines de semana están trabajando, ahí también tienen que tener personal disponible por si ocurre algo. Pero la comunicación ha sido muchísimo mejor que la que teníamos con la autoridad y la respuesta ha mejorado muchísimo”, aseguró el funcionario.

Exponen puntos los gremios

El presidente de la Asociación de Alcaldes, Luis Javier Hernández y el de la Federación de Alcaldes, Ángel Pérez, no creen que sea necesario llegar a los tribunales para obligar a LUMA a mejorar el servicio eléctrico. Pérez expuso que equivaldría a politizar un problema que afecta a todo el mundo, mientras que Hernández entiende que no es una vía rápida o efectiva.

Sin embargo, están de acuerdo en que falta mucho por hacer. Coincidieron en que es un paso de avance el anuncio que hizo ayer LUMA sobre la contratación de la Cooperativa de Profesionales de la Industria Eléctrica de Puerto Rico y el Caribe (Electricoop) para dar apoyo a las labores de estabilización y restauración de la red eléctrica.

“Lo que espero es que con esta contratación que se anunció y la contratación de una compañía para trabajar el área de poda podamos ver una mejoría en lo que es el servicio. (Hoy) tenemos una reunión tanto el presidente de la asociación como este servidor con el director ejecutivo de la AEE para discutir proyectos y la parte de la generación que también ha provocado los apagones… Yo entiendo que veremos una mejoría cuando los proyectos de reconstrucción (tras los daños causados por el huracán María) se den. Mientras tanto el mismo sistema está débil y frágil, que lo que se ha hecho es poner parchos. Esa es la importancia del dinero que se tiene, ponerlo ya en la acción”, afirmó Pérez, también alcalde novoprogresista de Guaynabo.

Según Hernández, el gobierno ha fallado en fiscalizar la labor de LUMA y ha sido el promotor de que se politice el asunto cuando la semana pasada el gobernador Pedro Pierluisi convocó a una reunión con personal de la empresa y solo los alcaldes afiliados a su colectividad.

El alcalde popular de Villalba manifestó que urge mejorar la transparencia sobre los aspectos en el manejo de la red eléctrica, así como la comunicación sobre los apagones y el tiempo de arreglo de las averías, porque es la manera en que los alcaldes pueden ayudar a trasladar personas que requieran servicios médicos por falta de electricidad.LUMA se reafirma en su gestión 

A solicitud de EL VOCERO, LUMA comunicó por escrito que “está en constante comunicación con el gobierno de Puerto Rico, incluyendo los alcaldes y alcaldesas y continuaremos trabajando arduamente en conjunto para estabilizar y restaurar el sistema de transmisión y distribución de energía”.

La empresa informó que ha dedicado un equipo exclusivamente para atender cuentas clave a nivel regional que se comunica a diario con los alcaldes y sus representantes, “para atender cualquier situación que surja en sus comunidades y asistirles a solucionar las mismas con rapidez”.

También se informó que trabaja “con premura” un plan abarcador de poda y desganche para toda la Isla, que compartirán con los municipios.