uniformada
 

Carlos M. Cotto Cruz, quien según ha trascendido es sospechoso del asesinato de dos policías municipales de Carolina y de un agente estatal en medio de una persecución ocurrida el lunes, cumplió cárcel por trasiego de drogas en el foro federal y se encuentra prófugo de las autoridades desde abril de 2019.

De acuerdo con el expediente del Tribunal Federal, Cotto Cruz fue acusado por un gran jurado el 8 de abril de 2015 por cargos de conspiración para poseer armas de fuego y cargos por poseer con la intención de distribuir sustancias controladas. Fue arrestado el 14 de abril de ese año.

El 3 de agosto de 2016, se declaró culpable por este caso, luego de que su abogado Luis Rivera llegó a un acuerdo con el ministerio público federal. El 6 de diciembre, fue sentenciado por el juez federal Pedro Delgado a tiempo servido —un año y ocho meses— y a tres años de libertad supervisada.

El 29 de enero de 2018, la Oficina de Probatoria solicitó su arresto por violar las condiciones de libertad supervisada y fue detenido, tras encontrársele sustancias controladas. La vista de revocación de libertad supervisada fue pospuesta en múltiples ocasiones a petición de su representante legal.

El 27 de julio de 2018, la Oficina de Probatoria solicitó que se dejara sin efecto la revocación de libertad supervisada, luego de que uno de los testigos de la Fiscalía federal en la vista de revocación, el policía Jorge Muñoz Martínez, una semana antes fue acusado por un gran jurado por corrupción.

Muñoz Martínez fue acusado junto a otros seis policías adscritos a la División de Drogas de Caguas y fue sentenciado a cinco años de prisión.

El 31 de julio de 2018, el juez Delgado dejó sin efecto la revocación de libertad supervisada.

El 5 de abril de 2019, nuevamente la Oficina de Probatoria notificó a la corte sobre violaciones a la libertad supervisada de Cotto Cruz y desde ese entonces permanece prófugo.

La dependencia federal notificó a la corte que agentes de la División de Homicidios de Caguas le informaron que Cotto Cruz era sospechoso del intento de asesinato de un sujeto en una gasolinera, ocurrido el 17 de agosto de 2018 en esta ciudad.

Agregó que Cotto Cruz le hizo varios disparos en las piernas a un sujeto no identificado durante una discusión.

El incidente fue grabado por las cámaras de seguridad del establecimiento.

Su oficial de probatoria pudo identificarlo en el vídeo, ya que este había recibido impactos de bala en el rostro en un incidente anterior ocurrido en el establecimiento Kronos, en San Juan.