monacillos
El incendio se produjo a las 6:11 de la tarde en la subestación de Monacillos en Río Piedras, donde explotó un trasformador.>César Silva/Especial para EL VOCERO

A 10 días de haber asumido las riendas del sistema de transmisión y distribución de energía eléctrica en Puerto Rico, la compañía LUMA Energy se enfrentó anoche a su primera gran prueba cuando se reportó un incendio en un transformador en la subestación de Monacillos, en Río Piedras, situación que provocó que 800,000 clientes a través de toda la Isla se quedaran sin luz.   

Anoche, las autoridades locales y federales no tenían clara la causa primordial del evento, por lo que no se descartó que el incendio haya sido producto de un sabotaje. De hecho, hasta el lugar llegó personal del Negociado Federal de Investigaciones (FBI, por sus siglas en inglés), confirmó a EL VOCERO la portavoz de prensa, Limary Cruz Rubio.  

“Nosotros no podríamos decir que estamos investigando el presunto porque desconocemos el origen del fuego que ha dejado a tantas personas sin luz en estos momentos. No obstante, estamos evaluando la situación porque definitivamente es una emergencia y como ustedes saben nosotros siempre respondemos a las emergencias con todos nuestros recursos. En este momento sí se asignaron unos recursos para indagar sobre el origen de la situación”, dijo Cruz Rubio.   

Sin embargo, mencionó que al presente solo están evaluando porque “no se sabe si esto fue un acto criminal o si ha sido un accidente”. “Así que sería prematuro decir que estamos investigando, pero definitivamente hemos dedicado unos recursos para evaluar la situación y brindar apoyo a nuestros compañeros estatales aquí en la Isla, que están atendiendo la situación”, sostuvo.   

En las inmediaciones de Monacillos, el principal oficial ejecutivo de LUMA Energy, Wayne Stensby, junto al director ejecutivo de la Autoridad de Energía Eléctrica (AEE), Efran Paredes; el secretario del Departamento de Seguridad Pública (DSP), Alexis Torres; y Gary Soto, director de proyectos de operación del sistema de LUMA, ofrecieron declaraciones a la prensa.  

Torres confirmó que se habían movido componentes de seguridad de las áreas de Ponce hasta San Juan. “Está la parte de enfriamiento y estamos siendo cautelosos investigando también a la misma vez. Le puedo adelantar que tanto el Negociado de la Policía de Puerto Rico y el FBI están en la escena y estamos mirando todos los ángulos”, mencionó Torres.  

Cuando EL VOCERO le preguntó si el evento pudo haber sido producto de un sabotaje, este respondió: “Ni te lo voy a negar ni te lo voy a confirmar. Simplemente estamos en una investigación, estamos en una etapa en ese proceso buscando identificar las razones”.  

Mientras, la directora de seguridad de LUMA, Michelle Hernández de Fraley dijo que en el área hay bastante seguridad. “En términos de seguridad, toda esa área, para poder entrar hay que tener un número de control. Ahora mismo estamos bajando todas las últimas semanas las personas que han tenido acceso a la subestación. Además de eso, hay cámaras por todo Monacillos, especialmente la subestación y tenemos agentes de ley y orden que están revisando las cámaras”, indicó.  

Por su parte, el gobernador Pedro Pierluisi dijo en declaraciones escritas que “quien sea responsable del mismo tendrá que responderle al Pueblo de Puerto Rico”. 

“Estamos tomando todas las acciones necesarias para proteger los servicios esenciales, como lo es el servicio eléctrico, y todos los recursos de nuestro gobierno están activos y disponibles para atender esta emergencia”, expresó.  

Ocurrió a las 6:11 de la tarde  

Hasta pasadas las 8:30 p.m. de ayer, unos 700,000 clientes permanecían sin el servicio de energía eléctrica, confirmó Stensby, quien indicó que el evento en Monacillos se originó pasadas las 6:11 de la tarde. “En estos momentos, no tenemos la causa primordial del evento, se está trabajando con mucha seguridad y estamos en el proceso de energizar los clientes que han sido afectados”, señaló Stensby.  

“Continuaremos energizando y esperamos restablecer el sistema en las próximas seis a ocho horas”, añadió el principal oficial ejecutivo de LUMA, y afirmó que brindarán información a los clientes a través de la plataforma de LUMA. Hoy habrá una conferencia.  

luma energy
El presidente de LUMA Energy, Wayne Stensby, junto al director ejecutivo de la AEE, Efran Paredes, durante la conferencia de prensa anoche. >Josian E Bruno Gómez/EL VOCERO

Por su parte, Paredes precisó que en términos de la generación de la AEE se estaba “arrancando las máquinas que salieron de servicio por el evento. Arrancamos unidades en Mayagüez. Arrancamos unidades remotas. No tenemos reporte de ningún daño en ninguna unidad. Estamos en las próximas horas poniendo el sistema en servicio de todas las unidades para restablecer el sistema”.  

Abarrotan las estaciones de gasolina

Al surgir el apagón ayer en la tarde, los consumidores comenzaron a abarrotar las estaciones de gasolina para comprar combustibles para sus plantas eléctricas y sus vehículos, e hielo, lo cual fue confirmado durante un recorrido.

No obstante, representantes del sector gasolinero aseguraron a EL VOCERO que la situación debía solucionarse con relativa prontitud y que, además, hay reserva de combustible para tres meses.

“Las filas son kilométricas... en todas las gasolineras. La gente salió buscando gasolina principalmente para las plantas eléctricas y bolsas de hielo. Es de locos estas filas”, señaló Carlos Crespo, expresidente de la Asociación de Detallistas de Gasolina de Puerto Rico (Adgpr).

Mientras, el presidente de la Adgpr, Rafael Mercado, expresó que “por el momento no hay razón para preocuparse y salir corriendo. Hay gasolina suficiente”.

gasolinera

“Depende de cuánto tiempo se extienda este apagón. Pero realmente no se trata de un apagón de toda la Isla, sino que ha afectado unas áreas particulares”, apuntó Mercado.

Olga Sánchez, residente en Bayamón, fue una de las consumidoras que salió de inmediato a la gasolinera a llenar el tanque de su auto y a buscar gasolina para su planta. “Ya prender la planta en casa se ha convertido en una modalidad. Casi todos los días se va la luz. Es muy lamentable que sigan abusando del pueblo”.

Jorge Nieves, residente de San Juan, también salió a buscar combustible para su auto y la planta eléctrica. “Esto no se va a poner mejor. Por buen tiempo va a seguir la guerra entre LUMA y la Utier, y mientras tanto el pueblo sigue de rehén”, expresó.

Los periodistas Christian G. Ramos e Ileanexis Vera contribuyeron a esta historia.