PAN

El Departamento de la Familia anunció que los recursos destinados a los mercados familiares para beneficiarios del Programa de Asistencia Nutricional (PAN) podrán utilizarse para la compra de alimentos en los supermercados.

Como parte de la respuesta a la emergencia por el coronavirus (Covid-19), el secretario del Departamento de Agricultura, Carlos Flores, informó el pasado 13 de marzo la suspensión de estos mercados hasta nuevo aviso.

En estos mercados la ciudadanía adquiere productos 100% locales, de manos de agricultores del patio. Las compras se realizan en efectivo o con la tarjeta del PAN o del WIC.

Estos fondos serán liberados a los beneficiarios del PAN en el mes de abril, para que puedan usar “todo el beneficio, sin restricciones, para comprar alimentos en los supermercados”.

Esta asignación totaliza $5.1 millones para el mes de abril.

Por otro lado, también se aprobó una extensión de tres meses para las revisiones de la certificación de elegibilidad del programa PAN que requiere a los participantes acudir a las oficinas locales del DF que les corresponda para actualizar su información. Estas oficinas permanecerán cerradas hasta el 30 de marzo y las gestiones de revisión serán pospuestas hasta el mes de junio de 2020. La autorización dispone que a partir de esa fecha se atenderán las revisiones de elegibilidad correspondientes a los meses de marzo, abril y mayo.

Actualmente 1.3 millones de participantes alrededor de la isla, de los cuales más de 300,000 son personas de edad avanzada, se benefician del PAN.

Por otro lado, Familia oficializó 56 contratos con entidades y municipios para la operación de albergues de emergencia y otras ayudas a las personas sin hogar o en riesgo de estar sin hogar.

Los 56 contratos se dividen en 33 a municipios y 23 a organizaciones, según se detalló en el informe de actualización de La Fortaleza sobre la situación por el virus.

La Familia delegará mediante estos contratos fondos para la atención de las personas sin hogar o en riesgo de estar sin hogar. Los fondos se utilizarán en la operación de albergues de emergencia, alcance comunitario, prevención y vales de realojamiento rápido.

La agencia comenzó a orientar a la población sin hogar alrededor de la Isla con información y artículos de prevención en mochilas que pueden llevar consigo y que incluye alcohol, desinfectante de manos, cepillo de dientes, capa, jabón, linterna y otros artículos de primera necesidad.

Entretanto, La Fortaleza anunció que se emitió una orden administrativa para establecer la extensión de las licencias y certificaciones de establecimientos de personas de edad avanzada y menores que están por vencer, por un término de 90 días.

“Estamos evaluando todas las alternativas de salud pública para atajar este virus, que es de fácil contagio, y ampliar el plan de acción, de ser necesario”, expresó el coordinador general del Task Force, el doctor Segundo Rodríguez. “Recabamos en que el distanciamiento social y el lavado de manos es clave para no exponernos al virus”.