Salario Mínimo

La comisión de Asuntos Laborales celebra vistas con relación al proyecto que propone crear la Comisión para el Aumento del Salario Mínimo en Puerto Rico. >Brandon Cruz González/EL VOCERO

Ante el reclamo público de que se aumente el salario mínimo de $7.25 que se paga en la Isla, la Cámara de Representantes delineó el proyecto que crearía la Comisión para el Aumento del Salario Mínimo, para que “analice, investigue y defina una metodología para aumentar el salario mínimo en el Estado Libre Asociado”.

Con este proyecto, se dispone que dicha comisión establezca “una base de datos que permita realizar todo tipo de análisis en torno al proceso de aumento y realizar estudios actuariales para determinar la forma de aumento”.

El representante popular Domingo Torres, quien preside la comisión cameral de Asuntos Laborales, expresó que endosan esta medida “porque no queremos desde la Asamblea Legislativa imponer un salario mínimo sin hacer un estudio y un análisis por industria”.

“Queremos llevarlo por industria para ver quién está apto para poder pagarlo. Queremos tomar en cuenta el producto interno bruto y hacer un análisis completo y ver qué conversaciones podemos tener para que no se afecten las ayudas federales”, explicó.

La comisionada residente Jenniffer González, indicó por su parte, que se debe evaluar el impacto de este aumento en la producción de la Isla. “Si bien es cierto que nadie vive con $7.25, tenemos una realidad y es que un aumento en el salario mínimo pudiera producir perder más empleos y que se importen más productos de China”, alegó la comisionada. “Hemos tenido reuniones con los segmentos de construcción, producción local, manufactura, y cualquier incremento a nivel federal o estatal tiene un efecto en la producción y en los empleos locales”, aseguró

El gobernador Pedro Pierluisi firmó la orden ejecutiva que fija en $10.95 por hora el salario a los trabajadores de la construcción que laboren en proyectos de reconstrucción.

El exsecretario del Trabajo, Ruy Delgado Zayas, considera por su parte, que no debe haber duda de que el salario actual de $7.25 por hora no es aceptable.

“No hay mucha controversia en el sentido de que realmente los $7.25 de salario mínimo que tiene Puerto Rico no es suficiente. Es de las pocas jurisdicciones que quedan donde se mantiene ese salario mínimo desde 2009. Hay más de 30 estados que tienen un salario mínimo superior por mucho a los $7.25”, señaló. “La propuesta no es subirlo de cantazo. Es que escalonadamente se debe pensar en un aumento para hacerlo más atractivo y pueda satisfacer las necesidades de las personas que trabajan y sus familias”, abundó.

De acuerdo con Delgado Zayas, medidas como aumentar el salario mínimo y permitir que los trabajadores mantengan las ayudas que reciben harían más atractivo el ingreso a la fuerza laboral.

“Es injusto que al trabajador se le ponga en esa disyuntiva y que el Departamento del Trabajo le pida a los patronos que delaten los empleados que no regresen a trabajar. Eso no es una manera justa de atender la situación”, indicó. “Hay que buscar opciones”, agregó.

Urgió, además, a que se atienda el discrimen contra las mujeres trabajadoras.

“El discrimen contra la mujer trabajadora sigue siendo un problema en Puerto Rico. Se ha pasado legislación para garantizar igual paga por igual trabajo y hay una ley de igualdad salarial. Pero el discrimen sigue”, afirmó. “La licencia de lactancia no está atemperada a la ley federal, que es más beneficiosa para la madre lactante. Cuando se habla del discrimen a la mujer se habla de la violencia, pero en el aspecto de la mujer trabajadora creo que no se hace justicia y hay que atenderlo adecuadamente”, alertó.

Por su parte, la Asociación de Industriales se opone al proyecto para crear la Comisión para el aumento del Salario Mínimo según está redactado, e invitaron a una discusión “balanceada y sosegada” sobre el tema.