Miguel Romero

El gobernador Pedro Pierluisi (derecha) acompañó al alcalde de San Juan, Miguel Romero, durante el anuncio. >Nahira Montcourt / EL VOCERO

En los próximos días comenzará la reparación de la Calle Fortaleza, en el Viejo San Juan, con una asignación de $3.8 millones.

El alcalde Miguel Romero –quien realizó el anuncio junto al gobernador Pedro Pierluisi en el lugar– indicó que el contrato fue firmado con GVC Builders y la construcción terminará en los próximos 11 meses, cumpliendo de esta manera con una promesa pendiente hace años a los residentes y comerciantes de la ciudad amurallada.

Según se indicó, esta asignación es parte del Programa de Revitalización de la Ciudad y se llevará a cabo con fondos federales del Programa de Subvención en Bloque para el Desarrollo Comunitario para la Recuperación ante Desastres de Puerto Rico (CDBG-DR, en inglés),  destinado a proyectos de rehabilitación de cascos urbanos.

“Este proyecto cuenta con una inversión total de $3.8 millones. Eso alcanza para la Calle Fortaleza, la reconstrucción de aceras, remoción de adoquines, reparación de losa de hormigón y escorrentías”, describió, al tiempo que expuso que comenzarán con la Calle Fortaleza para evitar tener varias reparaciones a la vez en la ciudad.

“No queremos comenzarlo todo a la vez porque la consecuencia sería tener obras de construcción por todas partes. Los comerciantes están más que deseosos de que el proyecto finalice”, afirmó el ejecutivo municipal, a lo que agregó que “es un proyecto que nos hemos impuesto que esté finalizado antes de que concluya el año”.

“Hay que cumplir con estándares de compresión, peso, reparación de la losa y el nuevo sistema es que se van a segmentar los adoquines por área, de forma tal que no ocurra lo que ocurrió aquí antes”, explicó Romero.

El alcalde explicó que la demanda que mantenía estos trabajos paralizados finalizó por un acuerdo que no detalló. “El pleito fue desestimado por acuerdo, porque los peritos de la parte demandante –que en un momento fue el municipio de San Juan–habían concluido que hubo un error o que el problema era la manera en que se diseñó, no en cómo se ejecutó la construcción”, detalló el funcionario.

“Para que un contratista responda cuando hay un problema tiene que ser un error de envergadura porque las posibilidades de triunfo son mínimas”, indicó.

Ojo a alquileres a corto plazo

Por otra parte, y a preguntas de la prensa, Romero dejó saber que tienen en la mirilla los alquileres a corto plazo y el impacto que tendrían en el Viejo San Juan.

“La reglamentación de alquileres a corto plazo está a cargo de la Compañía de Turismo, que ha logrado un acuerdo para que lo que es el ‘room tax’ se regule a través de Turismo”, comentó.

“En el caso nuestro, estamos examinando borradores de ordenanzas municipales para reglamentar y registrar la cantidad de alquileres a corto plazo en el Viejo San Juan”, adelantó el funcionario.