Pedro Pierluisi
Frente a los presidentes de la Cámara de Representantes y el Senado, Rafael “Tatito” Hernández y José Luis Dalmau, respectivamente, el gobernador Pedro Pierluisi ofreció su mensaje ayer en la tarde. >Carlos Rivera Giusti/EL VOCERO

El gobernador Pedro Pierluisi presentó el primer presupuesto de este cuatrienio con la advertencia de que, a su entender, el presentado por la Junta de Control Fiscal se quedó “corto” a la hora de atender las necesidades del País e implica “recortes excesivos” a las agencias de gobierno.

El presupuesto gubernamental es de $10,345 millones, lo que representa $233 millones por encima del sometido por la junta fiscal.

En su primer mensaje presupuestario ante la Asamblea Legislativa ayer, Pierluisi expuso que la propuesta de la junta “se ha quedado corta en múltiples áreas. Por consiguiente, hoy (ayer) les estoy presentando una resolución de presupuesto enmendada para incluir los recursos adicionales que necesitamos para que Puerto Rico progrese”. El mandatario criticó a la junta por lo que él entiende es un error a la hora de calcular los fondos de Medicaid que se recibirán en la Isla.

“La junta está asumiendo, incorrectamente en mi opinión, que a partir de octubre de este año esa cantidad va a reducirse a los aproximadamente $400 millones que recibimos por ley de Medicaid. Eso ha resultado en que la junta proponga recortes excesivos en las asignaciones a las agencias de nuestro gobierno para poder destinar cientos de millones de fondos del gobierno central al programa de salud (Plan Vital)”, indicó Pierluisi.

Aseguró que en su reciente viaje a la capital federal no le dijeron que la Isla solo tendrá $400 millones para Medicaid, lo que afectaría significativamente la capacidad del gobierno para mantener el plan Vital, que cuesta cerca de $3,500 millones y cuya mayor parte se subvenciona con fondos federales.

El gobernador estipuló que actualmente el programa de Medicaid en Puerto Rico está recibiendo aproximadamente $2,800 millones del gobierno federal —por medio de una ley especial— y en los pasados años ha recibido sumas similares.

“Por lo tanto, es absurdo pensar que el gobierno federal permitirá el precipicio fiscal que se avecina en nuestro programa de Medicaid, pues es obvio que contaremos con los recursos federales necesarios para darle a nuestra población vulnerable los servicios de salud que merece”, afirmó.

Sobre el grupo de delegados recién escogidos para ir a Washington D.C. a solicitar la estadidad para la Isla, Pierluisi puntualizó que “el presupuesto de Puerto Rico tiene que incluir fondos para apoyar y complementar el trabajo de nuestra comisionada residente (Jenniffer González) y de la Oficina de Asuntos Federales de Puerto Rico en Washington (Prfaa, por sus siglas en inglés)”.

“Tener seis boricuas como delegados especiales en el Congreso va a lograr que nuestras necesidades y aspiraciones estén más presentes en la capital federal y va a permitir que multipliquemos nuestro mensaje de igualdad y respeto para los ciudadanos americanos de Puerto Rico. Con eso todos ganamos”, sostuvo, sin mencionar cuánto dinero se le asignará a esta encomienda.

Carlos “Johnny” Méndez
Dos expresidentes de la Cámara de Representantes por el PNP, Carlos “Johnny” Méndez y José Aponte —al fondo— escuchan el mensaje del gobernador. >Carlos Rivera Giusti/EL VOCERO

Pierluisi también propuso que el dinero que había sido asignado a los Juegos Centroamericanos y del Caribe 2022, que ya no se llevarán a cabo en la Isla, se utilice para otros fines.

“En nuestra petición presupuestaria se habían incluido $50 millones en fondos para los Juegos Centroamericanos con miras a su potencial impacto económico y turístico. Al menos parte de ese dinero debe buscar la misma meta”, agregó el gobernador, al añadir que este dinero debe ir en parte a crear un programa de oportunidades para jóvenes en la empresa privada. Esto implicaría una asignación de $20 millones al Departamento de Desarrollo Económico y Comercio (DDEC) para esta iniciativa y otras propuestas del Ejecutivo.

Dinero para municipios y la UPR

De acuerdo con Pierluisi, el presupuesto que presentó incluye transferencias para los municipios, “manteniendo el apoyo fiscal de $132 millones, así como $550,000 para que tanto la Federación como la Asociación de Alcaldes puedan apoyar a los mandatarios municipales en su gestión”.

Sobre la Universidad de Puerto Rico (UPR), puntualizó que la entidad ya ha sufrido “recortes significativos”.

“Recortes adicionales a la universidad pueden poner en peligro los fondos asignados en la Ley del Plan de Rescate Americano, la cual especifica que esos fondos de asistencia por pandemia (de covid-19) no son elegibles para suplantar recortes. Es momento de que se le dé un respiro a la UPR para que pueda adaptarse y ajustar sus operaciones mientras garantiza una educación de excelencia”, indicó.

Se queda corta la partida de Salud

Según Pierluisi, el presupuesto está corto por $5 millones para cubrir la nómina del Departamento de Salud, mientras que el Centro Cardiovascular necesita $1.2 millones adicionales “para contratar otro cirujano cardiotorácico que garantice los servicios de cirugía cardiovascular y de trasplante en este importante centro hospitalario”.

“Aparte de esas necesidades, dado que hemos perdido una cantidad significativa de personal de carrera en el gobierno, mi administración ha solicitado fondos para un programa piloto para contratar personal retirado del gobierno a tiempo parcial que daría apoyo en agencias clave, tales como los Departamentos de la Familia, de Educación, de Hacienda y en la Policía”, destacó.

Cary Pierluisi
Cary Pierluisi, hermana y ayudante especial del primer ejecutivo. >Carlos Rivera Giusti/EL VOCERO

Sostuvo que la Asamblea Legislativa tiene ante su consideración el proyecto de administración que viabiliza ese programa piloto, que entiende “beneficiaría tanto la eficiencia del gobierno como a nuestros retirados, quienes no verían su pensión afectada al poder colaborar en las agencias del gobierno.  Cuento con ustedes para lograrlo y proveer los fondos necesarios que lo harán posible”.

La junta ya presentó su propuesta

A principios de mayo, la junta fiscal sometió a la Legislatura un presupuesto de $10,112 millones para el año fiscal 2022, que inicia el 1ro de julio.

El presupuesto presentado por el ente regulador tiene un aumento al compararlo con el vigente. En su propuesta, el 72% de los fondos van a educación, seguridad pública, salud, desarrollo económico y pagos de pensiones.

La ley Promesa (Ley de Supervisión, Administración y Estabilidad Económica de Puerto Rico) establece el proceso de presupuesto, otorgándole la última palabra a la junta. Desde que comenzaron a someter presupuestos en 2018, todos los aprobados han sido la versión propuesta por ese organismo.

Para el próximo año fiscal la junta propuso, además, $273 millones en fondos específicos que solicitó el gobernador; $454 millones para programas sociales; $70 millones para el fondo de becas a estudiantes y residentes médicos y $11 millones para los programas que atienden la violencia de género.

Hay otros $12 millones para el proyecto piloto de la Reforma del Servicio Público, que es parte del plan fiscal certificado.

Se financia íntegramente, además, la pensión de los empleados públicos a través del sistema ‘Pay-go’ que sustituyó el insolvente fideicomiso de pensiones. El presupuesto incluye fondos de Medicaid, para el cual el Congreso federal aún no ha extendido asignaciones incrementales para asegurar la continuación de los programas de servicios médicos.

A principios de año, Pierluisi había presentado un presupuesto a la junta de $10,712 millones con cargo al Fondo General. De los $700 millones agregados en esa ocasión al presupuesto del Ejecutivo, $125 millones eran para el ‘Pay-go’ o el pago de pensiones.

La junta fiscal ha informado que certificará el nuevo presupuesto antes del 30 de junio, cuando termina el presente año fiscal.

Esta es la segunda ocasión en que Pierluisi comparece a ofrecer un mensaje ante la Legislatura. El primero resultó en el cierre del Capitolio cuando al otro día se anunciaron varios casos positivos a covid-19. Para el mensaje de ayer, el Departamento de Salud realizó pruebas de antígeno antes de permitir la entrada al Capitolio. Según se informó, se realizaron más de 400 pruebas y ninguna arrojó resultado positivo.

El presidente de la Cameral de Representantes, Rafael “Tatito” Hernández, informó, además, que redujeron la presencia de personas en las gradas y en el hemiciclo cameral. Según indicó, en las gradas esperaban unas 60 personas.

Antes de que el gobernador llegara al hemiciclo, el portavoz de la delegación cameral del Partido Nuevo Progresista (PNP), Carlos “Johnny” Méndez, criticó que hubiera legisladores esperando al mandatario con cartelones que luego subirían durante el mensaje. Mientras Pierluisi ofrecía el mensaje, legisladores del Partido Popular Democrático (PPD) levantaron pancartas contra el contrato otorgado a la empresa LUMA Energy para la privatización del sistema de transmisión y distribución de energía de la Isla.

Hernández dejó saber que hoy comenzarán las vistas de presupuesto en el Senado, pero para considerar la propuesta que presentó la junta fiscal.