Presidente CEE

Rosado Colomer atendió a los medios de comunicación que se encuentran en el Coliseo Roberto Clemente.

El presidente de la Comisión Estatal de Elecciones (CEE), Francisco Rosado Colomer, tildó de “imprudente” el acto del comisionado electoral del Partido Nuevo Progresista (PNP), Héctor Joaquín Sánchez, quien el miércoles en la noche se apoderó del micrófono del Coliseo Roberto Clemente y ordenó a los funcionarios de colegio a que siguieran escrutando maletines a pesar de que el ente electoral había ordenado detener el proceso a raíz de una orden del Tribunal de San Juan.

Rosado Colomer tampoco fue categórico al indicar si despediría al director de escrutinio Ferdinand Ocasio Vélez como solicitó el comisionado electoral del Partido Independentista Puertorriqueño (PIP), Roberto Iván Aponte y el comisionado del Movimiento Victoria Ciudadana, Olvin Valentín. Ambos lo responsabilizan por entregarle el micrófono a Sánchez ya que luego del suceso se desataron peleas y empujones entre funcionarios de colegio que estaban el coliseo.

“Eso definitivamente es un acto de imprudencia. Coger el micrófono sin autorización es un acto de imprudencia. Ellos tienen supervisores que pueden llevar la instrucción. Hay una versión que me han dado, pero no tengo la versión del director de escrutinio", expresó.

Señaló que el Código Electoral de 2020 no incluye lenguaje para sancionar o remover al director de escrutinio. “Eso está en discusión y estoy revisando varios ángulos, pero también tengo que decir que tenemos que aprender a dar lo que pedimos y la reyerta de ayer creo que en parte tiene que ver con que no estamos dando lo que pedimos”, dijo.

Mencionó que “alguien del MVC” le faltó el respeto “una y otra vez cuando pregunté quién había dado la instrucción de paralizar la entrega de maletines en la tarde”. “Nadie me ha pedido excusa y no ha tenido consecuencias. Me faltaron el respeto, me manotearon”, afirmó.

Dijo que aún no ha llegado a una conclusión de lo que ocurrió en la noche del miércoles. “Yo tengo vídeo, pero no tengo audio. Tengo que mirar todo para ver cómo paso. Unos gritaban consignas y tengo que ver si eso es folclore político o si realmente hubo un ascenso o si hubo una falta de liderato”, afirmó.

“La sanción más drástica de remoción pues cuando termine la evaluación de los videos”, agregó.

Sánchez, por su parte, expresó que "respeto la opinión del señor presidente, pero yo les garantizo que no fue ninguna imprudencia". 

"Era un asunto de seguridad que yo tenía que garantizar y proteger a mis funcionarios de colegio. Mis funcionarios estaban cansados del hostigamiento, de la forma en que los incitaban a pelear los de MVC y vimos hasta tuits diciendo que aquí se le estaba dando golpes a los funcionarios de MVC. Eso no ocurrió", señaló. 

El comisionado PNP explicó, además, que se acercó al director de escrutinio, le solicitó que interviniera y llamara al control en momentos en que "agredían" a una funcionaria de colegio del penepé. 

"Yo tomé el micrófono, llego donde el director de escrutinio, el director no toma acción y ahí mismo cojo el micrófono. Ahí es que empiezo a insistirles a mis funcionarios que mantengan el control de las mesas. Aquí ha habido acciones y no confiaba en lo que estuviera haciendo el adversario", señaló.

Periodista destacada en la Legislatura de Puerto Rico.