Orlando José Aponte

El representante Orlando José Aponte Rosario. >Josian E. Bruno Gómez/EL VOCERO

El representante Orlando José Aponte Rosario radicó hoy una medida para ordenar a la Oficina de la Procuradora de las Mujeres a ofrecer un curso educativo sobre la prevención de la violencia de género y los derechos de la mujer a toda persona que aspire a obtener una licencia de conducir.

"Hay consenso en el País de que la violencia de género es un problema que afecta principalmente a las mujeres por el mero hecho de serlo. No obstante, constituye cualquier tipo de acto violento o agresión, basados en una situación de desigualdad, donde las personas a base de relaciones dominantes causan daño físico, sexual o psicológico a su pareja, incluyendo las amenazas de tales actos", sostuvo.

"Esta conducta impacta negativamente la identidad de las víctimas, su bienestar social, físico y psicológico. Desde mi punto de vista, como abogado, el factor educación es crucial para combatir la violencia, por eso estoy sometiendo esta medida en la mañana de hoy", agregó el presidente de la Comisión de lo Jurídico de la Cámara de Representantes.

La medida señala que, acorde con la Organización de las Naciones Unidas (ONU), el término se utiliza para distinguir la violencia común de aquella que se dirige a individuos o grupos sobre la base de su género, a tal grado que lo consideran una violación de los derechos humanos.

El representante de Villalba, Orocovis, Coamo y Barranquitas señaló que peritos en el tema enfatizan que dicha conducta es aprendida, no es innata. Por tanto, es un comportamiento que se puede erradicar a base de educación.

“Recientemente, el País se ha estremecido y hemos visto como han trascendido diferentes casos de violencia de género, en los cuales las víctimas prácticamente han sido mujeres jóvenes, y que han culminado en muertes terribles. En ese sentido, debemos de unir esfuerzos para prevenir la propagación de este mal social. Esta propuesta que hoy estamos haciendo aspira a ser discutida ampliamente y pretende enriquecerse con los datos y experiencias de todas las partes interesadas”, argumentó Aponte Rosario.

La pieza legislativa señala además que la División de Prevención y Educación de la Oficina de la Procuradora de las Mujeres ya cuenta con profesionales que se encargan a ofrecer charlas educativas a la comunidad sobre diferentes temas sobre la prevención de la violencia doméstica y sobre los aspectos biosocial, psicosocial y legales de dicho mal social.