vr-08-12-010hectorluisft.JPG

11 de agosto de 2019, San Juan, El licenciado Hector Luis Acevedo ofrece conferencia de prensa en el Colegio de Abogados para tratar temas de los mas recientes acontecimientos politicos y constitucionales que atraviesa el pais. (Josian E. Bruno Gomez / EL VOCERO)

La gobernadora Wanda Vázquez debería terminar el cuatrienio como una muestra de respeto al orden sucesoral que se establece en la Constitución de Puerto Rico, según el exsecretario del Departamento de Estado y exalcalde de San Juan, Héctor Luis Acevedo.

Acevedo, uno de los altos líderes del Partido Popular Democrático (PPD), defendió la permanencia de Vázquez en la gobernación, a la vez que dijo que “la mitad” de las personas que piden enmendar la Constitución lo hacen con la intención de distraer. Así se refirió a la propuesta del presidente de la Cámara de Representantes, Carlos “Johnny” Méndez, que busca enmendar la Carta Magna para crear el puesto de vicegobernador.

“Nunca he conversado con ella (Vázquez), no voté ni votaré por su partido ni por sus ideales. Pero ella es la gobernadora constitucional de Puerto Rico y merece el apoyo y solidaridad de cada ciudadano. Debe completar su mandato según lo dispone la Constitución. Mantener abierta una controversia sobre su gobernación distrae los esfuerzos de recuperación del País”, expresó Acevedo en conferencia de prensa.

Mencionó además, que Puerto Rico necesita un gobierno funcionando para continuar con el proceso de recuperación de la Isla tras el paso del huracán María y para atender las exigencias de la ley federal Promesa.

“Hay que respetar el mandato constitucional en cuanto a la sucesión del gobernador. No se puede reclamar el derecho a la confirmación del secretario de Estado y no respetar sus disposiciones en cuanto a la sucesión del gobernador. La Constitución no es un documento que se prende y se apaga a conveniencia del momento”, abundó.

El líder político cuestionó los planteamientos que hiciera el liderato del Partido Nuevo Progresista (PNP) de que Vázquez se tiene que ajustar a la plataforma de gobierno de esta colectividad porque llegó al mando del País gracias a la demanda que radicó el Senado —presidido por Thomas Rivera Schatz— ante el Tribunal Supremo de Puerto Rico.

Acevedo también expresó oposición a la postura del liderato novoprogresista, que ha insistido en que es la clase política, elegida por el pueblo, la que tiene que tomar la decisión de quién puede gobernar.

Condena “cálculos partidistas”

“No se puede reclamar su salida por cálculos partidistas o preferencias propias”, insistió Acevedo. Comentó que Vázquez va a necesitar apoyo dentro y fuera del partido novoprogresista.

No se debe enmendar a la ligera

De igual forma, el exsecretario de Estado opinó que si la Asamblea Legislativa se dispone a enmendar la Constitución de la Isla no deber ser un proceso “a la ligera”. “Los documentos valiosos, al igual que las relaciones en la vida, no se pueden enmendar caprichosamente ni a la ligera”, expresó.

En la sesión legislativa que iniciará la semana próxima se anticipa que los legisladores podrían atender diversas medidas para enmendar la Constitución. Entre estas enmiendas, hay una del presidente cameral para añadir el cargo de vicegobernador y otra del representante novoprogresista José Enrique “Quiquito” Meléndez para extender a cinco años el puesto de secretario de Justicia.

Mientras que del lado del Senado, el independiente José Vargas Vidot radicó una resolución concurrente que propone consultar a los electores y que se convoque una Convención Constituyente para hacer una revisión total del documento constitucional.

De igual forma, los legisladores independentistas Denis Márquez y Juan Dalmau, en Cámara y Senado respectivamente, radicaron un paquete de medidas con enmiendas constitucionales, al tiempo que recomendaron una asamblea de pueblo para trabajar dichos cambios.

“Creo que todas hay que estudiarlas con mucho respeto y consideración, pero teniendo presente que la Constitución no causa este problema”, afirmó Acevedo.

Dice nunca hubo vacío constitucional

Acevedo afirmó que no hubo ningún vacío constitucional tras la renuncia de Ricardo Rosselló y del entonces secretario de Estado, Luis G. Rivera Marín.

“A mi entender el problema de Puerto Rico es de gobernanza. Hemos quebrado por falta, no de democracia, sino por decisiones de gobierno de pagar la deuda, de hacer presupuestos desbalanceados y por no respetar la Constitución”, apuntó.