Alexa Negrón Luciano
Alexa Negrón Luciano fue asesinada en febrero de 2020. >Suministrada

Aunque los abogados de los tres acusados por cometer un crimen de odio contra Alexa Luciano Ruiz solicitaron hoy que se establezca la fecha para el inicio del juicio, el juez federal Gustavo Gelpí le dio oportunidad a la fiscalía federal de someter su postura y luego dará tiempo adicional para responder.

No obstante, el juez espera que para la próxima vista del status de los procesos, que señaló para el 20 de octubre, se haya podido tomar una decisión sobre la fecha en que iniciaría el juicio en su fondo.

Anthony Lobos Ruiz, Jordany Laboy García y Christian Rivera Otero están acusados a nivel federal de conspiración para cometer un crimen de odio y violación a la ley para prevenir crímenes de odio. Lobos Ruiz y Rivera Otero también enfrentan un cargo de obstrucción a la justicia.

El trío agredió a Alexa, una mujer transgénero sin hogar de 29 años con balas de pintura y grabaron los actos con un celular.

Durante la vista de status de hoy,  Gelpí extendió también un mes la fecha límite para el descubrimiento de prueba.

Según establecieron los abogados, los tres imputados estuvieron en cuarentena en el Centro de Detención Metropolitano de Guaynabo lo que dificultó la consulta con ellos. La nueva fecha límite será el 24 de octubre.

El fiscal José Contreras, por su parte, explicó que en la evaluación de los documentos que utilizarán como prueba se han percatado que algunos tienen que ver con el asesinato de Alexa y no con la agresión con balas de pintura.

Otros documentos- como el informe de autopsia- se usarían en ambos casos. Por ello recalcó la importancia de mantenerlos debidamente identificados y clasificados.

La acusación contra el trío indica que como parte de la conspiración, los acusados específicamente seleccionaron a Alexa como el objeto de una agresión, debido a su identidad de género.

Asimismo, alega que los co conspiradores utilizaron un vehículo de motor para trasladarse a múltiples lugares para obtener una pistola de gotcha para dispararle y causarle daño.

Estas agresiones contra Alexa ocurrieron, alegadamente, antes de que desconocidos la asesinaran. Todavía no se han presentado cargos por el asesinato, pero un memorando de la fiscalía detalló que al menos dos de los implicados en la agresión y burlas acudieron después a un punto de drogas en Toa Baja y hablaron con un miembro del punto de drogas que entonces salió a buscarla y matarla. A esa persona las autoridades federales le ha identificado como el “Sospechoso A”.