ICE

Tras un fin de semana lleno de denuncias por parte de menores de edad y mujeres que los señalan como acosadores sexuales, Julius Ortiz y Javier Marrero dieron la cara para defenderse de las acusaciones que han hecho un sin número de féminas.

El propietario de Pauwii Swimwear, Julius Ortiz, aseguró que está pasando por el peor momento de su vida. Sin embargo, evitó hablar sobre las acusaciones que han surgido en las redes sociales. “No quiero hablar sobre ese tema hasta que yo consulte con mis abogados”, dijo Ortiz a Telenoticias.

En redes sociales surgieron varias de denuncias de jóvenes que aseguran que Ortiz les ha pedido fotos y otras que indican que el empresario las tocaba de una manera que las hacía sentir incómodas mientras estas se median los trajes de baños de su empresa. Entre los señalamientos también se encuentra que Ortiz aprovechaba cada vez que las menores estaban probándose la pieza para tomarles fotos sin su consentimiento.

“La primera vez estaba sola y mientras m estaba probando uno de los trajes de baño, me soltó el top, me tomó fotos topless sin mi permiso mientras yo me estaba tapando, cuando me iba a ir me dio tres besos en la cara asquerosamente”, publicó una usuaria en la red social Twitter.

Otro de los que ha recibido múltiples señalamientos de hostigamiento sexual a menores es el dueño de Yatea Puerto Rico, una empresa de alquiler de embarcaciones. Las menores y mujeres que hicieron las denuncias identificaron al individuo como Javier Marrero.

Según denuncias en las redes sociales, Marrero se comunicaba con menores de edad a través de Instagram para invitarlas a su yate, les preguntaba si querían ser su “sugar baby”. Incluso, una cibernauta publicó un audio en el que, presuntamente, Marrero le cuestiona si de verdad no sabía lo que era una sugar baby. El término sugar baby se utiliza para referirse aquella persona que recibe algún tipo de beneficio, ya sea amoroso o financiero, por parte de una persona mayor.

“Él me escribió también y yo tengo 14 años. Al final, le ignoré todos los mensajes que me enviaba porque sabía que algo no estaba bien. Él seguía insistiendo y borró muchos de sus mensajes. Me preguntó que si vivía con mis papás”, lee una de las denuncias sobre unos mensajes que presuntamente fueron escritos desde la cuenta de la marca de transporte marítimo.

Ante las múltiples denunicias que recibió el perfil de Instagram de la empresa, Marrero alegó que se cerró la cuenta por la que abrió otra. Desde la nueva cuenta anunció que iba a hacer unas expresiones para ofrecer su versión. Sin embargo, luego de haber estado cerca de dos minutos en vivo sin decir nada y sin mostrar el rostro, el perfil yateapuertorriico, terminó la transmisión sin dar ningún tipo de declaración. Rápidamente el perfil, aparentemente manejado por Marrero, publicó una historia en la que indicó que no iba a dar declaraciones por que “lo mejor sería que hablara en un tribunal, porque todo lo que diga será usado en mi contra”. Aún así, quien hizo la publicación aseguró que se siente muy mal con lo que está pasando.

Yatea PR

Este perfil ahora aparece como @puertorico_fajardo y ya no cuenta con ninguna publicación.

ICE investiga

Por otra parte, fuentes de EL VOCERO confirmaron que Agentes del Servicio de Inmigración y Aduanas (ICE, por sus siglas en inglés), investigan un supuesto patrón de acoso sexual a menores de edad, que señala a los dueños de una distribuidora de trajes de baño y a una marca de transporte marítimo de Puerto Rico, luego de que la agencia recibió una querella sobre este caso.

No obstante, el portavoz de prensa del ICE, Iván Ortiz, dijo a este medio que no podía confirmar ni negar la existencia de la pesquisa.

“Como política de la agencia, ICE-HSI no puede confirmar, pero tampoco negar la existencia de ningún tipo de investigación, ya que podría perjudicar la integridad de la misma de esta existir”, expresó Ortiz.

Asimismo, la secretaria del Departamento de Justicia, Dennise N. Longo Quiñones, aseguró en Jugando Pelota Dura que ya la agencia se ha movido para investigar las denuncias. Longo Quiñones hizo un llamado a todas las víctimas de acoso sexual por internet a que se comuniquen con las autoridades para denunciar la conducta y asistir en el procesamiento de los responsables.