DSP

El Departamento de Seguridad Pública (DSP) dio inicio a la campaña oficial del gobierno para evitar disparos al aire para este año 2018, que lleva por lema No regales una desgracia. Ni una bala más al aire.

Como cada año, la campaña educativa se concentra en prevenir incidentes lamentables a consecuencia de balas perdidas en el periodo de las festividades navideñas, en especial en las fiestas de nuevo año, donde han ocurrido las muertes que han marcado a la sociedad.

“El mensaje siempre ha sido claro, crear conciencia y evitar que ocurra el acto irresponsable de disparar al aire, lo que puede provocar una tragedia para una familia y sufrimiento para el Pueblo. Exhorto a que todos se unan en este esfuerzo y nos ayuden a promover el mensaje, no queremos ni una sola desgracia. Todos queremos unas fiestas y un nuevo año sin violencia”, manifestó el secretario del DSP, Héctor Pesquera.

La tradicional campaña de ni una bala más al aire se desarrolla en virtud de la Ley 404 de 2000 (Ley de Armas de Puerto Rico), la cual establece en el Artículo 7.06 que se debe realizar una campaña publicitaria educativa desde el 15 de noviembre al 7 de enero de todos los años.

Como parte de las actividades, que se inician hoy con un impacto en Plaza Las Américas, el Negociado de Relaciones con la Comunidad, estará activamente orientando al púbico en este y otros centros comerciales, en zonas comunitarias en las tiendas WalMart y farmacias Walgreens, espacios que sirven para llegar directamente a las personas. Como parte de la promoción masiva, la compañía de billboards B-Media apoyará con la difusión de la imagen de la campaña a través de diversos puntos de la Isla.

De igual forma, los componentes del DSP estarán activamente reiterando los elementos de la campaña por medio de las redes sociales.

Por otro lado, la Banda del DSP tiene programados conciertos e intervenciones musicales durante todo el periodo navideño, especialmente el 15 de diciembre con su concierto en la Academia del Negociado de la Policía y el 29 de diciembre en Plaza Las Américas.

Igualmente, el DSP estará activo con las tradicionales caravanas en las 13 áreas policíacas y se unirá a la marcha anual del residencial Manuel A. Pérez.

Los últimos seis años, según las estadísticas del Negociado de la Policía, no se ha registrado una muerte por balas perdidas, aunque sí heridos en los años 2012, 2015 y 2016, como consecuencia del acto ilícito.

El último incidente de muerte por una bala perdida fue en las fiestas de despedida de año 2011, siendo la víctima la joven Karla Michelle Negrón Vélez.

“Disparar al aire es un delito que conlleva una pena fija de cinco años y diez con agravantes. En este sentido, en el Negociado de la Policía durante este periodo estaremos diseñando e implementando planes de trabajo agresivos de seguridad para prevenir este y cualquier otro delito que pretenda empañar el bienestar de nuestras comunidades”, enfatizó el comisionado del Negociado de la Policía, Henry Escalera.