Félix Verdejo (Archivo)

Félix Verdejo. >Archivo/EL VOCERO

El juez federal Pedro Delgado emitió una orden de mordaza en el caso contra Félix Verdejo y su compinche, Luis Antonio Cádiz Martínez, acusado por el “carjacking”, secuestro resultante en muerte de Keishla Rodríguez Ortiz y por matar intencionalmente a un niño no nacido.

“Como medida de precaución para proteger el derecho de la Sexta Enmienda de los acusados ​​a un juicio ante un jurado justo e imparcial de sus pares, se prohíbe a las siguientes personas divulgar, hablar o discutir con la prensa, los medios de comunicación y el público, incluso sin limitación, a través de redes sociales, cualquier información distinta a la ingresada sin restricción en el expediente o divulgada en audiencia pública, relacionada con el caso”, reza la orden de Delgado.

La orden de mordaza incluye a los acusados y agentes de cualquiera o ambos con acceso a información relacionada con el caso; abogados defensores y su personal, empleados, agentes, cualquier otra persona en sus oficinas con acceso a información relacionada con el caso; fiscales y su personal, empleados, agentes y cualquier otra persona en su oficina con acceso a información relacionada con el caso.

Asimismo, personal del Tribunal Federal distrito de Puerto Rico y/o agentes del Tribunal que tengan acceso al sistema de presentación electrónica de casos de administración de casos (CM/ECF) o información sellada tampoco pueden divulgarla. 

Indica que las partes pueden solicitar una reparación sellada por una buena causa demostrada. 

Afirmó que la orden no debe interpretarse como un impedimento para los esfuerzos de investigación.

Se incluye a los abogados actuales y anteriores de los acusados en este caso de informar, opinar y comentar sobre el mismo.

“(La orden) tampoco funcionará para cerrar automáticamente los procedimientos o bloquear el acceso a partes públicas del registro. Esta orden estará en plena vigencia desde el momento en que se ingrese en el expediente hasta la conclusión del juicio. Las violaciones de la orden se enfrentarán con sanciones, que incluyen, entre otras, el desacato a una orden judicial clara”, indica la orden.

Asimismo, el juez ordenó a que no más tarde del 14 de mayo, Verdejo presente una declaración financiera para que el Tribunal determine si económicamente no puede pagar por su representación legal. La magistrada Camille Vélez Rivé nombró a la abogada Laura Maldonado, como parte del equipo de defensa del deportista y al abogado experto en casos de pena de muerte David Ruhnke. Ambos son pagados por el Tribunal Federal.

 Verdejo enfrenta un cargo adicional por el uso de un arma de fuego durante la comisión de un crimen violento.

El caso contra ambos es elegible a la pena de muerte.

Keishla Rodríguez Ortiz apareció muerta en la Laguna San José a la vera del Puente Teodoro Moscoso. Las autoridades federales sostienen que el boxeador y Cádiz Martinez fueron quienes arrojaron a la joven al agua para deshacerse de ella y del bebé que estaba esperando. 

Esta orden se da a conocer, luego de que el Tribunal Supremo de Puerto Rico fallara ayer a favor de no revelar las grabaciones en otro caso de una mujer asesinada: el de Andrea Ruiz Costas, a pesar de que su familia estaba de acuerdo con que se divulgaran.