Andrea Ojeda Cruz

Andrea Ojeda Cruz estuvo presente en la vista preliminar en calidad de testigo en el Tribunal de Caguas. 

La vista preliminar contra el expúgil Juan Manuel "Juanma" López Rivera, acusado por violaciones a la Ley para la Prevención e Intervención de Violencia Doméstica, fue pospuesta para el 5 de octubre, luego de que su abogado Jaime Barceló informara al juez que no estaba preparado para la misma, ya que su cliente está ingresado en una institución penal y no ha podido asistirlo en su defensa.

Mientras, el magistrado José M. D'Anglada declinó revocar la fianza del expúgil por entender que en estos momentos no tiene los elementos suficientes para su consideración.

“En este momento no tengo los elementos para revocar la fianza al señor López Rivera. Esa es la determinación del tribunal”, afirmó el magistrado, quien reiteró que el Ministerio Público no ha radicado ninguna denuncia de violación a la orden de protección lo que podría abrir la puerta a que se revoque la fianza.

La Fiscalía había solicitado la semana pasada que se le revocara la fianza tras haber realizado unas declaraciones sobre su expareja en el programa "Día a Día" el 14 de septiembre pasado.

Empero, los fiscales Jaime Perea y Juan Goyco Rodríguez, aún no han presentado al tribunal una denuncia por violaciones a la orden de protección.

El magistrado consideró que López Rivera cometió una “imprudencia” al dirigirse a la víctima en ese programa de TV.

“Cuando su cliente indica que se va a dirigir al País, la víctima es parte del País y también menciona el nombre (de Andrea Ojeda) por eso indiqué que cualquier planeamiento tiene que partir de la realidad que hubo mínimo una imprudencia”, acotó el juez.

D'Anglada señaló también que “como el señor está en la cárcel yo no tengo elementos para revocarle la fianza al señor López Rivera”. Y dijo que el exboxeador seguirá en prisión hasta que pueda prestar la fianza de 175 mil dólares que se le impuso y que el excampeón mundial no ha podido prestar por ser demasiado onerosa. 

Por otra parte, D'Anglada explicó que la petición de reducción de fianza que hizo el abogado de López Rivera corresponde que se plantee en una instancia superior y no en su sala. 

La expareja de López Rivera, Andrea Ojeda Cruz, lo denunció el pasado 7 de septiembre a través de las redes sociales por un patrón de abusos y agresiones.

Al día siguiente, el 8 de septiembre, el Tribunal de Caguas halló causa para arresto contra el exboxeador, luego de que el Departamento de Justicia presentara siete cargos de maltrato físico, psicológico, mediante amenaza y daños a la propiedad contra Ojeda Cruz, conocida en las redes sociales como "La Peki". Pero quedó en libertad con un grillete electrónico. 

Sin embargo, desde la semana pasada, López Rivera se encuentra ingresado en la cárcel de Bayamón luego de que fuese arrestado por violar las condiciones de su fianza diferida de $175,000 al realizar esas declaraciones al programa de TV.

Para la directora del Programa de Servicios con Antelación a Juicio (PSAJ), Janet Rodríguez, el exboxeador violó las condiciones de su fianza diferida al enviar un mensaje a su expareja a través del programa “Día a Día” en el que pidió a sus seguidores que la respetaran y que le dieran espacio, al tiempo que le dijo a ella que la "amaba mucho" y que esperaba poder continuar la relación en el futuro. 

El abogado de López Rivera presentó ayer una moción para que se de marcha atrás con la decisión del juez municipal que revocó el privilegio de la fianza diferida tal como había solicitado el PSAJ y por lo que su cliente se encuentra ahora en la cárcel de Bayamón, alegando que no tenia jurisdicción para atender esa moción.

Sin embargo, el magistrado D'Anglada dijo que aunque le hubiese gustado atender la moción de PSAJ, sostuvo que hubiera "actuado igualmente como el juez municipal porque eso [por la fianza diferida] es un privilegio".

"Si PSAJ entiende que no va ese privilegio por una violación de condición de fianza, se procede conforme a derecho. Muy diferente es la cancelación de una fianza", dijo el juez. 

En la vista de hoy estuvo presente la expareja de López Rivera, Andrea Victoria Ojeda Cruz, en calidad de testigo aunque no hizo declaraciones.

Durante la vista de esta mañana, Barceló destacó que Ojeda Cruz no activó la aplicación que le ofrecieron y que conecta su teléfono al grillete electrónico que tenía puesto López Rivera mientras estuvo en libertad porque "no le tiene miedo". Esa aplicación le hubiese permitido saber si su supuesto agresor se encontraba cerca de ella. 

A la salida de la vista, Barceló dijo que su cliente “está tranquilo, confía en el proceso y en su defensa. Vamos a utilizar el espacio que dio el tribunal para prepararnos bien”. 

El abogado lamentó que su cliente siga en prisión mientras avanza el proceso en su contra.

“Es una pena que permanezca en prisión. Coincido con el juez en que no hay un elemento para quitarle la fianza, un derecho importante tan arraigado en nuestro País y nuestra Constitución y coincido con él. Ahora nos vamos a preparar y les pido que nos den el espacio. El 5 de octubre tenemos que venir preparados”, manifestó Barceló.

En cuanto a las declaraciones del juez sobre que López Rivera cometió una imprudencia, Barceló contestó: “Lo positivo es que no hay delito, nos quedamos con la fianza”.

Por su parte, a preguntas de la prensa, el fiscal Juan Goyco Rodríguez afirmó que las expresiones del acusado en el programa de televisión pueden constituir un delito a la orden de protección. “Lo que pasa en este momento es que no hay un delito radicado. Eso no quiere decir que en su momento [no] se radique”, dijo.

Al ser cuestionado sobre la razón por la cual no han radicado una denuncia, el fiscal Juan Perea contestó que es una determinación del Ministerio Público.

“Estamos haciendo una investigación completa sobre el asunto”, agregó Goyco Rodríguez.

Mientras, Perea indicó que “eso se discute en su momento en una Regla 6” que establece el proceso en que una jueza o un juez determina si hay causa o no para que una persona haya sido arrestada o llevada a un tribunal, tras una denuncia.

Ante las insistentes preguntas de los periodistas sobre cuándo se radicaría la denuncia, Perea respondió: “Por el momento estamos en etapa de investigación. Vamos paso a paso y en su momento, ustedes se enterarán de qué vamos a hacer con relación a esos hechos”.

Perea aseguró que la alegada perjudicada se mantiene firme en continuar con el caso. “Ustedes saben que en estos casos algunas víctimas están presentes, en otros casos no vienen. Hasta el momento va a seguir compareciendo.Tenemos prueba, otros testigos, evidencia fílmica y vamos a continuar hasta las últimas consecuencias”, apuntó.

Aseguró que la Fiscalía continuaría con el proceso judicial en caso de que la víctima decida lo contrario. “Eso es así, el Ministerio Público siempre tiene interés en la representación de las víctimas, no solamente de Andrea, sino del País completo. El interés del Estado es atender todos los casos”, dijo Perea. 

Juanma López Rivera asistió a la vista a través de una plataforma de videollamada. Su expareja y alegada víctima declinó hacer comentarios a la prensa.