pua

El número de intervenciones policiales por fraude al Programa de Asistencia por Desempleo Pandémico (PUA, por sus siglas en inglés) continuó creciendo ayer con el allanamiento a la vivienda de un individuo que presuntamente cobraba por hacer reclamaciones con identidades robadas y licencias falsificadas.

Hubo otros dos arrestos en Carolina y Añasco de personas que intentaron cambiar cheques con licencias falsificadas, sumando 36 los intervenidos en esa modalidad.

Sin embargo, el Departamento de Justicia no ha radicado un solo caso de los fraudes detectados desde el 14 de julio, y los intervenidos serán citados en fecha incierta para la radicación de denuncias.

Pendiente ‘subpoena’ a Colegio San Ignacio

Hasta entrada la tarde de ayer, tampoco se había diligenciado el ‘subpoena’ firmado hace una semana para que el Colegio San Ignacio de Loyola entregue los nombres de sus estudiantes, para cotejar cuántos de ellos —mediante información falsa— solicitaron los beneficios del PUA y cambiaron o depositaron los cheques.

Es incierto si se crearía un grupo de trabajo con fiscales de Delitos Económicos, Fiscalía de San Juan y procuradores de Menores, para atender los casos bajo pesquisa. Se estima que además de los 36 intervenidos por cambiar cheques con licencias falsas, en el caso de San Ignacio se sospecha de unos 30 estudiantes.

En el caso del allanamiento, este fue realizado ayer en la mañana por agentes del Negociado de Vehículos Hurtados (NVH) en una vivienda del barrio Campanillas, Toa Baja.

Los agentes ocuparon alrededor de 60 expedientes con solicitudes fraudulentas al PUA, así como computadoras y una impresora para falsificar licencias de conducir usadas para el cambio de los cheques.

Los agentes recibieron varias confidencias y tras vigilancias obtuvieron la orden de allanamiento. En la vivienda fue arrestado Jorge Luis Torres Nieves, de 50 años, quien había sido convicto en el foro federal por pertenecer a la organización narco de Ángelo Millones.

A Torres Nieves, quien supuestamente está desempleado, le ocuparon $6,314 obtenidos presuntamente mediante fraude al PUA y expedientes de personas que lo contrataron para que realizara reclamaciones fraudulentas.

El capitán Robert Ramos, director interino del NVH, dijo que tras los hallazgos en el allanamiento se unieron a la investigación agentes de la División de Robos a Bancos, que investigan los ya numerosos casos de fraude.

Torres Nieves fue dejado en libertad y será citado cuando así lo determine Justicia.

Asimismo, a las 9:30 de la mañana de ayer fue arrestado Luis Manuel de la Paz Martínez, cuando intentó cambiar un cheque del PUA en la sucursal del Banco Popular en Los Colobos, usando una licencia de conducir falsificada.

De la Paz Rodríguez, de 41 años, presentó un cheque de $3,950.

En otra intervención, a las 2:40 de la tarde de ayer fue arrestada Yismary Nieves Villanueva, cuando presuntamente presentó una licencia falsificada con el número perteneciente a un conductor vecino de Carolina, para cambiar un cheque del PUA por $1,332 en una sucursal del Banco Popular, en Añasco. La mujer fue dejada en libertad para ser citada ante un juez cuando el Departamento de Justicia si lo determine.

Tags